Más noticias

Empleados de Salud suspenden paro y crean mesa de trabajo para dialogar

Los centros asistenciales del país funcionaron a medias debido a las asambleas informativas. Los trabajadores exigen cuatro mil lempiras de aumento.

Representantes del gobierno con la clase trabajadora conformaron una mesa de trabajo para buscarle una salida al conflicto en Salud.
Representantes del gobierno con la clase trabajadora conformaron una mesa de trabajo para buscarle una salida al conflicto en Salud.

Tegucigalpa, Honduras.

Después de unas horas reunidos, los ministros de Salud, Trabajo y Finanzas se reunieron con los representantes de los trabajadores y decidieron establecer una mesa de trabajo a fin de llegar a un consenso sobre el aumento salarial de cuatro mil lempiras que la clase trabajadora exige.

Este miércoles, más de 35 mil trabajadores de los centros asistenciales del país suspendieron labores desde las 6:00 de la mañana y por un lapso de cinco horas no brindaron asistencia a la población que tuvo que regresarse a sus casas.

El presidente del Sindicato de Trabajadores de la Medicina, Hospitales y Similares (Sitramedhys), Miguel Mejía, dijo que hay voluntad de las autoridades para buscarle una salida a la crisis. Tenemos la capacidad de decile a los afiliados que por lo menos hemos logrado establecer un diálogo. Podemos decir que por el momento suspendemos las asambleas informativas".

LEA: En el Mario Rivas y el IHSS están dando consulta con normalidad

Mejía comentó que se volverán a reunir para tratar de lograr el reajuste que han estado esperando desde hace unos años. "Hay buenas expectativas, queremos hacerlo en paz y tranquilidad pues sabemos que también se revisarán los colaterales".

El paro parcial no afectó los servicios de emergencia y cuidados intensivos de los principales hospitales del país.

Hay voluntad de resolver el conflicto

Alba Consuelo Flores, ministra de Salud, dijo que conformaron una mesa de trabajo para tratar de solventar este problema a los empleados pues lo que se pretende es no seguir afectando a la población.

"Trabajaremos día y noche para llegar a acuerdos técnicos y financieros y poder dar una respuesta a los trabajadores del sector para que se reincorporen a sus labores”.

Además dijo que el objetivo para este año es dejar habilitados 10 quirófanos y mejorar las salas de puerperio y neonatos de los hospitales, se va reducir la mora quirúrgica y abastecer de medicamentos los centros asistenciales.

Este ajuste de lograrse beneficiaría a más de 183 mil empleados, de los cuales 60 mil son docentes y el grueso son del área de Salud. "Aquí están empleados de la administración central y descentralizada", manifestó.

Por su parte Rocío Tábora, ministra de Finanzas, dijo: "Estamos haciendo un análisis de la propuesta, haremos una revisión en la SAR para verificar cómo estamos con los ingresos, no queremos adelantarnos y dar cifras, pero sí vamos a revisar algunas partidas y ver cómo las reducimos para reorientarlos en un aumento".

La funcionaria explicó que el gobierno no está en condiciones para otorgarles los cuatro mil lempiras que piden los trabajadores, pero si algo se podrá hacer".