Ordenan a exadministrador de la Oabi abandonar lujosa residencia

El contrato de arrendamiento fue rescindido y César Salgado y su familia tendrán que salir de la mansión. La Fiscalía aún no presenta acciones penales contra el exfuncionario.

La lujosa mansión en la colonia Zerón, de San Pedro Sula, era alquilada por Salgado por 6,000 lempiras.
La lujosa mansión en la colonia Zerón, de San Pedro Sula, era alquilada por Salgado por 6,000 lempiras.

San Pedro Sula, Honduras.

Autoridades de la Oficina Administradora de Bienes Incautados (Oabi) rescindieron el contrato de alquiler de una residencia confiscada al crimen organizado que habían otorgado, según investigaciones, de forma irregular a César Salgado.

El exdirector regional de la Oabi y su familia debe desocupar la vivienda que alquila por un valor de 6,000 lempiras en la colonia Zerón de la capital industrial.

El escándalo surgió tras las investigaciones de irregularidades supuestamente cometidas por Salgado cuando fungió como director regional de la Oabi en San Pedro Sula.

La casa fue asegurada nuevamente por orden de la Fiscalía para la Transparencia y el Combate a la Corrupción Pública.

Hasta ayer al mediodía, Salgado, yerno del exadministrador general de la Oabi Humberto Palacios Moya, no había abandonado la lujosa mansión.

Un equipo de LA PRENSA permaneció afuera de la casa y pudo constatar que no había vigilancia de la Policía Militar y que Salgado Rodíguez no se encontraba en la residencia en la cual unos trabajadores estaban haciendo reparaciones y manifestaron que él había salido a comprar materiales.

Investigación

La residencia ubicada en una zona de alta plusvalía de San Pedro Sula cuenta con piscina, entre otros lujos, en los cuales Salgado habría invertido 360,000 lempiras al hacer varias reparaciones, por lo que según el contrato de alquiler, con ese dinero se cubrieron 60 meses de arrendamiento a una mensualidad de 6,000 lempiras.

Hasta el momento, la Fiscalía para la Transparencia y el Combate a la Corrupción Pública no ha presentado ninguna acción penal contra el exfuncionario, a quien se le investiga por el supuesto desvió de 13.2 millones de lempiras en alquileres de propiedades, pero el dinero nunca ingresó a las arcas del Estado, según lo revelado por las investigaciones.

Elvis Guzmán, portavoz del Ministerio Público en la zona norte, informó que los fiscales encargados del caso del alquiler de la residencia están analizando todos los contratos de arrendamiento otorgados por las anteriores administraciones de la Oabi y así determinar si incurrieron en algún delito. El vocero sostuvo que en el caso en que se detecte que hubo anomalías en la suscripción de contratos se estarían presentando requerimiento en contra de los responsables.

A César Salgado se le investiga por la supuesta comisión de los delitos de malversación de caudales públicos y abuso de autoridad.

Más responsables. Una fuente del Ministerio Público reveló a LA PRENSA que no solo César Salgado Rodríguez está siendo investigado, también su suegro, Humberto Palacios Moya, “porque avaló lo que hizo el yerno, estaba al tanto del abuso de autoridad que venía cometiendo”.

La Prensa