Póngale cuidado a los sus niños sino quieren comer, la falta de nutrientes puede enfermarlos.
Póngale cuidado a los sus niños sino quieren comer, la falta de nutrientes puede enfermarlos.

Falta de proteínas y calorías puede desnutrirlos

En Honduras ya se utiliza la cinta MUAC, que mide los niveles de desnutrición, lo cual puede debilitan su sistema inmunológico.

San Pedro Sula, Honduras.

Al escuchar la palabra malnutrición infantil cualquiera trae a su mente un niño delgadito, sin embargo, la desnutrición tiene dos caras.

Óscar Ponce, especialista en pediatría, dice que la desnutrición puede manifestarse en dos cuadros clínicos: el marasmo, que es un niño caquéxico o delgadito por falta de ingesta de calorías, o puede ser kwashiorkor, un niño edematoso o hinchado por falta de ingesta de proteínas.

ATENTOS
Analice por qué no come, si es por alguna enfermedad o problema psicológico. A veces, el rechazo del alimento es un llamado de atención por conflicto emocional.Los jóvenes necesitan cantidades importantes de energía y nutrientes, pero hay que evitar los alimentos de alta densidad energética.

“La malnutrición describe un estado nutricional inadecuado, que puede ser obesidad o desnutrición. En nuestro país existen ambos, aunque predomina el marasmo o niños delgados. El kwashiorkor o hinchados es más frecuente en área rural”, dice el experto.

Ponce, quien laboró por más de 30 años en el hospital Mario Rivas y en el IHSS, expresa que “es sumamente frecuente, al menos casi siempre hay de dos a tres ingresos diarios en el Mario Rivas con desnutrición, lo que ocurre es que en el diagnóstico principal se anota la enfermedad que ocasiona su venida al hospital y no su estado nutricional”.

LEA: Hay buenos motivos para vacunar a sus niños contra el covid-19

Además: Consejos de nutrición para fortalecer las defensas

Aunque un padre de familia vea a su hijo normal, puede que esté falto de vitaminas y otros nutrientes presentes en ciertos alimentos.

YA SE APLICA EN HONDURAS
MEDIDOR DE NUTRICIÓN
La cinta MUAC ya se utiliza en Honduras y es una herramienta de tamizaje nutricional, con la cual se toma en la mitad de
la longitud del brazo y evalúa de manera rápida y sencilla el estado nutricional. La doctora Susan Abdel-Rahmen se inspiró en la cinta, utilizada por la OMS en los 60, para desarrollar esta herramienta que identifica los riesgos en niños y adolescentes.

je-cintamedidora-020721(800x600)



El impacto del covid

La crisis económica generada por el desempleo ha provocado que cientos de familias se hayan visto obligadas a cambiar sus patrones alimenticios.

“El covid-19 ha empeorado la situación, principalmente en áreas rurales, y uno de los efectos es la suspensión de la merienda escolar, que generalmente es la única fuente de consumo de proteínas; además de la disminución de los ingresos de los padres, disminuyó su disponibilidad para comprar alimentos”, expresa el pediatra.

Ponce manifiesta que la desnutrición es una de las principales causas que contribuye a la mortalidad infantil debido a la carencia de proteínas y aminoácidos, volviéndolos susceptibles a infecciones, complicándose ante cualquier infección por muy leve que sea, ya que tiene disminuida su inmunidad celular y humoral (inmunoglobulinas y otros anticuerpos). "También hay respuesta inmune débil a la aplicación de cualquier vacuna. Su rendimiento escolar disminuye por falta de nutrientes que el cerebro necesita”, expresa.

Yumaira Chacón, médico pediatra y gerente médico senior en Abbott, dice que la malnutrición expone a los niños a problemas severos de crecimiento, mayor susceptibilidad a enfermedades infecciosas, como infecciones respiratorias agudas y enfermedades diarreicas.

“El Instituto de Salud y Nutrición Abbott en Centroamérica y República Dominicana ha sumado esfuerzos y entregado gratuitamente más de cinco mil ejemplares a profesionales de la salud para ayudar a la comunidad médica en su labor diaria de construir un futuro más grande para los niños a través de la identificación temprana y manejo oportuno del riesgo nutricional en los niños”, dijo.

La especialista comenta que la desnutrición tiene efectos en la educación, generando brechas de aprendizaje debido a las limitaciones cognitivas provocadas por la falta de nutrientes. Estas brechas generan una mayor probabilidad de repitencia y deserción, provocando menor rendimiento escolar.

Con su alcance global e impacto en la nutrición y la salud infantil, la cinta MUAC z-score fue reconocida recientemente por Fast Company entre las Ideas que cambian el Mundo, para el Bienestar y las Tecnologías de las Naciones en Desarrollo de 2021.

Nutricionista Carmen Kiebitz dice que la espinaca es muy buena para niños con anemia

SAN PEDRO SULA. Carmen Kiebitz, especialista en nutrición, recomienda que lo ideal es que las verduras y las frutas formen parte de la dieta diaria de los niños.
Kiebitz dice que para los niños con problemas de anemia o desnutrición es ideal consumir espinacas, brócoli, calabacín, ya que aportan vitaminas y minerales. “La espinaca puede ayudar a mejorar la salud de un niño que tiene anemia por su alto contenido en hierro, contiene carbohidratos, fibra, potasio, calcio, magnesio, además de vitaminas A, S, B9. Si consideras que esta dieta no se acopla a tu estilo de vida debes comunicarlo al médico nutriólogo o nutricionista que la elaboró. Otro de los consejos de la especialista es consumir mucha zanahoria, pues previene el estreñimiento, mejora la vista, los dientes, la piel y el corazón. “Es buena para niños con anemia y en etapa escolar porque los retinoides que contiene activan la parte del cerebro y ayudan al aprendizaje”. Dice que en el plato de un niño tiene que haber verduras, frutas, legumbres y carnes sanas, pescado o pollo. Se tienen que evitar los alimentos procesados y los embutidos.

comentarios