Urgen $200 millones para frenar basura chapina que termina en playas de Honduras

Tanto Honduras como Guatemala realizaron un estudio para erradicar el problema de raíz. El cierre del vertedero de la zona 3 es una de las medidas a tomar, pero se requieren de 85 millones de dólares

Foto: Foto: Cristina Chiquin

El cierre del basurero de la zona 3 es una de las promesas que hizo Guatemala a Honduras. Para esto se necesitan 85 millones de dólares.

Por: Haydi Carrasco

jue 20 de abril de 2023 a las 16:5

5:03 min. de lectura

Guatemala necesita al menos 200 millones de dólares (aproximadamente 4,925 millones de lempiras) para solucionar el problema de basura que arrastra el río Motagua hasta las playas de Honduras.

Según estudios realizado por el Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (MARN) de Guatemala y la Secretaría de Energía, Recursos Naturales, Ambiente y Minas (MiAmbiente+) de Honduras, estos fondos ayudarían a solventar tres problemas que afectan a la cuenca desde hace medio siglo.

El primero es la construcción del relleno sanitario en la zona 3, en la ciudad de Guatemala, de donde cada invierno caen toneladas de basura hacia un drenaje que pasa justo al lado. “Solamente esa solución tiene un costo por arriba de los 85 millones de dólares”, explicó Lucky Medina, ministro de Ambiente de Honduras.

Además, se habla de plantas de tratamiento y la gestión de desechos sólidos a lo largo de los 345 kilómetros que recorre el río desde el kilómetro 127 (donde se une el río de Las Vacas y Motagua) hasta llegar a Honduras.

El funcionario comentó que ambos países trabajan en conjunto y que han presentado la propuesta al Fondo Verde del Clima de las Naciones Unidas, así como otras organizaciones para obtener el dinero, ya sea en concepto de préstamo, donaciones o financiamientos mixtos.

" “El monto total rondaría en unos 200 millones de dólares. Para nosotros poder tener actividades de preparación en lo inmediato se le dio mantenimiento y se retiró la basura que había. A inicios de 2022 había ocho bardas, nosotros apoyamos para instalar dos bardas más y este año también se instalaron dos bardas más” "

Promesas

Desde 2014, Honduras recibe toneladas de basura en las playas que limitan con el Caribe. Se habla de que solo en el último año fueron 20 mil toneladas de desechos sólidos, sin contar la contaminación por desechos líquidos.

Desde agosto hasta noviembre, cuando inicia el invierno, el mar trae restos de plástico, nylon, vidrio, madera y otros desechos que expulsa el río Motagua. Un equipo de LA PRENSA Premium y EL HERALDO Plus realizó un recorrido por Guatemala y evidenció que el problema inicia en el basurero de la zona 3 en la capital.

En invierno, los deslaves en el basural provocan que los residuos caigan a un drenaje que pasa justo al costado del vertedero, luego arrastra los desechos sólidos hasta el río de Las Vacas que conecta en el kilómetro 127 con el Motagua.

De allí avanza por medio país hasta que una biobarda en El Quetzalito, una comunidad de Puerto Barrios, en el departamento de Izabal, Guatemala, detiene el 70% de la basura, por lo menos en verano. El resto pasa a las playas de Honduras.

Las autoridades de ambas naciones se reunieron hace un mes para evaluar los avances que giran en torno a este conflicto internacional, pero el alcalde de Omoa, Ricardo Alvarado, cuestionó que “no hay solución” porque no se resolverá ni a corto y mucho menos a mediano plazo, “esto va para largo”, dijo con tono de decepción.

“No veo qué puede hacer Guatemala si tiene la basura en todos lados”, lamentó. El edil dijo que con los pocos fondos que tiene la comuna los destinan a la limpieza de las playas, ya que se trata de una de las más atractivas para los turistas.

Medina mencionó que ya hay avances. Incluso, dijo que se destinaron cinco millones de dólares (123 millones de lempiras) para iniciar el estudio que ayudará a solucionar los problemas en toda la cuenca, así como la instalación de más biobardas: de 8 pasaron a 12 que detendrán 7.2 millones de libras de basura “que no van a llegar a las costas hondureñas”.

Aunque Medina habla de 12 biobardas, el MARN en Guatemala solo menciona dos: una en El Quetzalito, la misma que visitó el equipo de LA PRENSA Premium y EL HERALDO Plus en febrero de 2023, y otra que se está instalando “en la parte media de la cuenca del Motagua, en el municipio de Morazán, El Progreso, la cual, tendrá la capacidad de retener entre 800 y 1,000 toneladas de desechos sólidos al año”, dijo Luis Rodolfo Castro, viceministro del Agua en el país chapín.

“Se tiene establecida la mesa técnica de la parte alta media y baja de la cuenca del Motagua, según Acuerdo Gubernativo 19-2021, para la protección de la cuenca hidrográfica, donde se abordan distintas problemáticas con todos los actores que impactan el recurso hídrico: sector privado, organismos no gubernamentales, asociaciones, entre otros”, puntualizó Castro.

El funcionario guatemalteco se refirió al trabajo binacional que realizan los países basados en el Acuerdo Gubernativo 19-2021 que establece un plan de protección de la cuenca del río Motagua, así como el monitoreo y evaluación de los planes de acción y del plan de protección y conservación de las cuencas.

Según Medina, para alcanzar este acuerdo se estableció un plan a mediano plazo, ya que hay tareas que se pueden hacer en dos o tres años y otras que ya dieron inicio. “Establecer centros de recolección de plástico se tarda entre 15 y 18 meses, eso ya ha avanzado”, dijo.

En cuanto a la filtración del agua a través de plantas de tratamiento, el proyecto puede tardar mucho más, ya que se necesitan estudios más sofisticados para tratar la contaminación plástica y también líquida.

No hay demanda, por los momentos

La demanda internacional contra Guatemala que Honduras anunció a finales de 2022 seguirá en espera. Los diputados del Congreso Nacional darán plazo hasta junio para que el gobierno, a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores, presione a Guatemala para contrarrestar el problema de la basura.

“Tuvimos una plática con el presidente del Congreso y como se necesita una opinión de la Cancillería, ellos quedaron en hacer un último acercamiento en Guatemala”, comentó el diputado por Cortés, Carlos Umaña.

El parlamentario mencionó que vino una comisión de Guatemala que “le ofreció algo al sector turístico (de Omoa) y que Guatemala iba a intentar una última solución al problema”, que también está orillando a las autoridades locales de Omoa a realizar limpieza diaria y semanales en las playas.

“El ingeniero (Luis) Redondo nos pidió que aguantáramos un poco y que no presionáramos por el proyecto a la espera de la respuesta de la Cancillería para no crear un conflicto internacional”, puntualizó, al mencionar que “le dimos un plazo hasta el mes de junio... si no vemos las acciones sí vamos a presionar por el proyecto de ley para iniciar la demanda”.

Este equipo intentó dialogar con el canciller Enrique Reina para conocer detalles sobre la posible demanda, pero no contestó las llamadas ni mensajes. El vicecanciller de política exterior, Gerardo Torres Zelaya, tampoco respondió a las interrogantes realizadas por este rotativo.

Umaña afirmó que esperan hasta el último día de junio, ya que el país chapín se comprometió a instalar más biobardas: una en el río Motagua y otra en Las Vacas, el más contaminado del mundo, según la organización The Ocean Cleanup.

Además, señaló que el cierre del basurero de la zona 3 también está entre los acuerdos, pues allí van a parar cada año tres mil toneladas de basura. Para cuando llegan al río de Las Vacas, la cifra prácticamente se triplica, pues por ese afluente corren 8,500 toneladas.

Sobre esto, Medina especificó que se necesitan 85 millones de dólares, de lo contrario el cierre del relleno sanitario seguirá en espera, así como ocurre desde 2016, cuando el Ministerio de Ambiente de esa nación pidió el cierre a través de la resolución 1593-2016.

$!Durante verano, el río Motagua casi no arrastra basura hacia las playas de Honduras. Los pocos residuos que llegan son levantados y acumulados en bolsas que van a tirar a un vertedero.