¡Hawái de vacaciones! Britney Spears y su novio se escapan al paraíso

La cantante estadounidense decidió celebrar por adelantado su cumpleaños número 39

Britney Spears y Sam Asghari iniciaron su noviazgo a principios de 2017.
Britney Spears y Sam Asghari iniciaron su noviazgo a principios de 2017.

Estados Unidos.

Britney Spears no piensa permitir que el revés que acaba de sufrir en su batalla por desvincularse en el plano legal de su papá, que un juez decidió la semana pasada que debe continuar siendo su tutor legal, le arruiné su cumpleaños 39, el próximo 2 de diciembre.

La princesa del pop decidió tomar un descanso en Hawái con su novio Sam Asghari, para celebrar por adelantado una fecha tan especial, que piensa afrontar preparada tanto a nivel físico como mental para recibir lo que sea que le depare el futuro.

Tenía ganas de hacer una pequeña escapada al paraíso”, reveló en su cuenta de Instagram junto a varias fotos del jet privado en el que viajó y en el que no faltaron platos de fruta fresca y brócoli para que no pasara hambre durante el vuelo.

“En este momento estoy haciendo todo eso de concentrarse en cuidar de una misma”, añadió.

Lo que está claro es que Britney no tiene ninguna intención de regresar a los escenarios y así lo dejó claro por medio de su representante legal al anunciar su intención de no volver a actuar en directo mientras su padre, Jamie Spears, siga controlando sus finanzas y las decisiones importantes de su vida personal.

Recordemos que la defensa legal de Britney asegura que su cliente "le tiene miedo a su padre”. Ya entonces afirmaban que "no volverá a actuar si su padre está a cargo de todo".

La artista, que no asistió a la vista judicial, sí decidía poner su música como respuesta en una más que posible decisión de no volver a cantar y siquiera actuar hasta que no cambie el panorama generado tras la sentencia.

Su pareja sentimental Sam Asghari no ha dejado de lado a Britney en ningún momento y, ante muchos de los ataques sufridos por la artista, siempre ha destacado tres palabras que, según él, la califican a la perfección: "divertida, humilde y auténtica".

De esta forma, como indicábamos al inicio, juntos han tomado rumbo a unas vacaciones que, de momento, ni han dicho lugar ni tiempo de duración.

James Spears se encargó tanto de las finanzas de su hija como de ella misma asumiento el papel de tutor legal en 2008 a raíz del problema mental de su hija administrando sus bienes desde entonces y alegando el interés general de Britney.

La Prensa