Hay 135 municipios con daños y 9,000 damnificados en albergues

Para el Feriado Morazánico, los meteorólogos pronostican lluvias leves en la zona norte, por lo que suponen no afectará la llegada de visitantes a los centros turísticos.

Foto: Foto: Y. Amaya

Hay 9,000 personas en 144 albergues en todo el país, según informe de Copeco.

Por: Ana Reyes Mendoza

5 min. de lectura

SAN PEDRO SULA

A pesar de que las lluvias han mermado en el territorio nacional, varios sectores del país aún se mantienen en alerta, ya que las últimas lluvias han dejado a más de 67,750 personas afectadas, según informó la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco).

Ramón Soto, ministro de Copeco, manifestó ayer que 135 municipios de 15 departamentos del país han sido los afectados con problemas, como daños en los pasos carreteros, inundaciones, entre otras afectaciones.

“En La Mosquitia hay un problema recurrente de seguridad alimentaria, por lo que el Gobierno ya lo está atendiendo llevando ayuda. La prioridad es atención para las personas que están viviendo esta terrible situación, los que han sido evacuados de sus casas y aún están en albergues”, expresó el funcionario.

" “En santa bárbara hay 192 casas afectadas, de las que 91 quedaron totalmente destruidas y hay 11 puentes destruidos”. "

Hasta ayer todavía se contabilizaban más de nueve mil personas en los 144 albergues habilitados en diferentes sectores del país, el titular de Copeco aseguró que en los albergues garantizan alimentación con los tres tiempos de comida por día, dan asistencia psicológica y médica para los damnificados.

“Producto del cambio climático aún faltan más de 60 días de temporada ciclónica y por medio de decreto se debe atender la emergencia extensiva y ser proactivos para dar respuestas inmediatas, ya que, según nuestros científicos de Cenaos y alerta temprana, existe una altísima probabilidad de que por lo menos un huracán u otro evento tropical toque las costas hondureñas”, agregó Soto.

DATOS
  • > 656 Son las comunidades perjudicadas por inundaciones, deslizamientos, entre otros daños, en diferentes sectores del territorio nacional.

Las lluvias de este mes de septiembre no solo afectaron el valle de Sula, también se han reportado grandes daños y pérdidas millonarias en municipios de los departamentos de Comayagua, Lempira, Ocotepeque y Santa Bárbara, en donde los líderes comunales hacen el llamado a las autoridades de Gobierno para que les lleven ayuda.

Transferencias municipales

Gredis Álvarez, gobernador del departamento de Comayagua, dijo que “se está atendiendo la emergencia en varios puntos de Comayagua; pero la prioridad es salvaguardar vidas, habilitar los pasos carreteros y la reparación de los daños en infraestructura.En el departamento hay varios municipios afectados, como Siguatepeque, La Libertad, Esquías, Meámbar, Ojos de Agua y Ajuterique, en donde se reportan grandes pérdidas en cultivos y la red vial”.

Álvarez agregó que el Gobierno adelantó un porcentaje de las transferencias municipales para atenciones inmediatas y acreditarán un fondo de 1.5 millones de lempiras para las emergencias en los municipios que están más afectados.

" “La ayuda de alimentos está llegando a los albergues y se les ayudará a los afectados cuando ya regresen a sus casas”. "

Pronóstico

Para hoy jueves, según las autoridades de Copeco, se esperan precipitaciones en el departamento de Choluteca, por lo que los meteorólogos pronostican posibles inundaciones en sectores como Marcovia, Alianza, Nacaome y otras partes bajas.

La represa de Olancho está llena y el río Patuca incrementará su caudal producto de las lluvias.En otros sectores como el Distrito Central podrían ocurrir más deslizamientos por la humedad de los suelos, que se mantiene en más del 70%.

Para hoy se pronostican leves lluvias en los municipios del valle de Sula, en occidente solo se esperan lloviznas.

Para el Feriado Morazánico no se esperan incidencias de lluvias fuertes, más que lloviznas leves, principalmente en la zona norte, agregaron las autoridades de Copeco, por lo que se podrá reactivar el turismo interno, principalmente en las playas.