Más noticias

Preparan desagravio a virgen que fue dibujada en tanga

El desagravio consistirá en una procesión que recorrerá algunas calles de la ciudad y una misa en el santuario del Socavón

La imagen polémica es una recreación de la virgen del Socavón.
La imagen polémica es una recreación de la virgen del Socavón.

La Paz, Bolivia

Los devotos de la virgen del Socavón, imagen venerada en el departamento boliviano de Oruro (oeste), alistan un acto de desagravio de la imagen religiosa que fue representada en tanga por una artista y que indignó a varios creyentes, informó hoy una fuente oficial.

El gobernador orureño, Víctor Hugo Vásquez, leyó en una rueda de prensa un decreto que dispone dos horas de "tolerancia" laboral para que la población pueda asistir a los actos religiosos organizados por el obispado local para este jueves.

"Ha calado bastante profundo (el dibujo), sin embargo, estamos seguros de que la virgen del Socavón nos va a bendecir a nosotros", dijo Vásquez.

El desagravio consistirá en una procesión que recorrerá algunas calles de la ciudad y una misa en el santuario del Socavón, según indica una carta de la Iglesia católica dirigida al gobernador.

Ese texto también refiere que el pueblo "se ha sentido profundamente herido" por la representación creada por la artista orureña Rilma Paco, a la que califica como "un panfleto".

También lea: La cerda que pinta cuadros y los vende por miles de euros

La imagen religiosa de la polémica está asociada con la virgen del Socavón, cuya devoción es la esencia del desfile del Carnaval de Oruro, uno de los más multitudinarios de Suramérica y reconocido como Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.

La representación cuestionada muestra una silueta de la virgen del Socavón sin rostro con una tanga roja, pantaletas o medias oscuras, un manto negro y el abdomen descubierto, a la que observan tres personajes del carnaval que sostienen botellas de licor, entre ellas un diablo típico de este festejo.

Paco ha explicado a Efe que el sentido de su obra tuvo la pura intención de desenmascarar a "los falsos devotos", mostrar en ella que todas las mujeres son vistas como objeto sexual y denunciar el desmesurado consumo de alcohol durante el Carnaval.

Este año, el carnaval orureño se alteró por dos explosiones, calificadas de atentados por el Gobierno boliviano, la primera durante el gran desfile del pasado sábado 10 de febrero y la segunda el martes 13, que dejaron 12 muertos, entre ellos 4 niños, sin que se suspendieran los festejos.

En una primera instancia, instituciones como la Gobernación, la Alcaldía, la Asociación de Conjuntos Folclóricos, el Comité de Etnografía y el obispado de Oruro, acordaron que enjuiciarían a la autora, aunque desde el nivel nacional se descartó esa posibilidad.

La amenaza de juicio ocasionó que muchos artistas, periodistas y figuras públicas brinden su respaldo a Paco en reivindicación a la libertad de expresión y la no censura del arte.

La artista, que se definió como católica, ha denunciado que recibe constantes amenazas hacia ella misma y a algunos miembros de su familia de parte de supuestos devotos y defensores de la virgen del Socavón.