Acribillan a defensor público en Tocoa

colón. Investigan si la muerte del abogado Luis Villalta Pacheco se debió al ejercicio de su profesión

TOCOA. Al menos tres hipótesis se manejan sobre la muerte violenta del abogado Luis Enrique Villalta Pacheco (de 28 años) ayer en Tocoa, Colón.

Una de las más fuerte es posibles enemistades personales producto del ejercicio de sus funciones como litigante.

Villalta Pacheco fue acribillado a balazos en una calle de tierra conocida como desvío a El Barro, que de la aldea Salamá conduce a la ciudad de Tocoa.

La víctima laboraba como defensor público de los tribunales de justicia de Tocoa. Minutos antes del ataque había salido de su vivienda en Salamá.

El informe de la Policía indica que “el profesional del Derecho viajaba en su pick-up blanco cuando de pronto fue emboscado por dos sujetos desconocidos que se conducían en motocicletas, quienes le dispararon hasta matarlo”. El cuerpo quedó en el asiento del conductor con al menos seis balazos, según el reporte forense. El sitio adonde ocurrió el crimen es desolado, lo que fue aprovechado por los asesinos.

Minutos después pasaron por el lugar varias personas, quienes se acercaron al ver el carro en medio de la calle con rastros de sangre e intentaron llevar al hospital al abogado, pero ya había fallecido.

Un equipo de la Dirección Policial de Investigación (DPI) investiga los móviles de la muerte violenta del abogado Villalta Pacheco y dar con los responsables.

La Prensa