En prisión seguirá acusado de violación de jovencita en La Ceiba

Luis Ulloa es uno de los implicados en la violación de la joven de 17 años. Un menor ya está en prisión.

Luis Ulloa cuando salía de los juzgados ceibeños la semana anterior.
Luis Ulloa cuando salía de los juzgados ceibeños la semana anterior.

LA CEIBA.

Auto de formal procesamiento dictaron los tribunales de La Ceiba contra Luis Ulloa, uno de los tres acusados de la violación de una adolescente hace seis meses en un complejo turístico de la localidad.

El imputado, el que se entregó voluntariamente en los juzgados de La Ceiba el pasado primero de noviembre y no estuvo presente en la audiencia inicial, celebrada ayer en el mismo tribunal, seguirá recluido en el centro penal de Trujillo, Colón.

Ulloa es el segundo que se entrega de los tres vinculados en la violación que conmocionó a varios sectores de La Ceiba y creó un movimiento mediático Todossomosalejandra. El primero que se entregó fue un menor de edad que guarda prisión en un centro de menores.

“La juez determinó que había mínimos indicios del hecho delictivo y dictó un auto de formal procesamiento con la medida cautelar de la prisión preventiva contra Luis Ulloa”, informó Ilsa Lorena Torres, apoderada legal de la familia afectada.

LA-Violador-071119 (10)(800x600)
Apoyo. Organizaciones defensoras de los derechos de la mujer pidieron justicia ayer en La Ceiba.

“Con la decisión se logra nuestro propósito porque hay suficiente prueba, que la ley dice que debe ser mínima; pero nosotros teníamos bastante prueba para que la jueza tomara una decisión”, recalcó.

Debido a que la defensa del acusado pidió al juez que lleva el caso revisar la prueba científica presentada en el proceso se juramentó ayer mismos a los peritos que harán estas pruebas en Tegucigalpa, entre las que están dictámenes forenses aplicadas a la jovencita después que fue violada. Los exámenes establecieron que la adolescente fue drogada con metanfetamina y luego violada en una cabaña de un complejo turístico adonde vacacionaba con su familia.

Flor de María Sosa, madre de la jovencita y quien testificó ayer en la audiencia inicial, dijo que hay una lucha que continuar puesto que esto ha sido una lucha cuesta arriba.

“Esperemos que las autoridades hagan las cosas como deben ser, puesto que hemos tenido conocimiento, el equipo de abogados y mi persona, que ha habido por parte de las personas procesadas en este caso la firme intención de la manipulación de las pruebas genéticas que se han extraído a los procesados y la víctima”, denunció.