Uno de los asesinados en Villanueva estuvo preso por extorsión en 2016

Sicarios con chalecos de la DPI mataron a los cuatro hombres el domingo en Villanueva.

Escena. Sicarios vestidos de policía asesinaron a los cuatros hombres en el bulevar de Villanueva la tarde del domingo.
Escena. Sicarios vestidos de policía asesinaron a los cuatros hombres en el bulevar de Villanueva la tarde del domingo.

SAN PEDRO SULA.

Roger Emelenio Espinoza Berríos (41 años), alias el Viejo, uno de los cuatro hombres asesinados la tarde del domingo en Villanueva, estuvo preso por extorsión en 2016; pero logró su libertad.

Según la Fuerza Nacional Antimaras y Pandillas (FNAMP), en un operativo en febrero de 2016 Espinoza Berríos fue capturado en la colonia San Miguel de Tegucigalpa junto con otros seis sospechosos de pertenecer a una banda de extorsionadores denominada Los Berríos.

Después de un proceso judicial, Roger Emelenio Espinoza Berríos logró salir en libertad, pues no fue condenado por ningún delito por falta de pruebas.

Nuevamente, el 22 de octubre de 2019 la FNAMP lo volvió a capturar en Tegucigalpa junto con otro sujeto con dos armas de fuego de uso comercial.

Según se confirmó en los juzgados de lo penal de Tegucigalpa, Roger Emelenio Espinoza Berríos solo tiene el expediente de 2016, pero en 2019 no tiene acusación.

Marlon Miranda, portavoz de la Policía Nacional, informó que esa captura de octubre se produjo luego de que las autoridades tuvieran información de que el sospechoso iba a cometer un asesinato en contra de un taxista.

El crimen. La tarde del 3 de noviembre, Roger Emelenio Espinoza Berríos se conducía desde Tegucigalpa, junto con tres hombres y dos mujeres, en una camioneta gris.

Cuando circulaban por el barrio Suyapa, en el bulevar de Villanueva, frente a un centro comercial, fueron interceptados por sujetos vestidos con chalecos de la DPI, quienes los bajaron de la camioneta. Los hombres vestidos de policías ordenaron a los hombres tirarse al pavimento y les dispararon.

En el lugar quedaron muertos Roger Emelenio Espinoza Berríos, quien era el objetivo, así como sus acompañantes Antony Ariel Hernández Cantillano y Edwin Sánchez Díaz.

El taxista Bayron José Coello de Jesús también fue asesinado cuando cruzaba la calle. Según sus familiares, residía en Villanueva y salió de su casa para ir a jugar fútbol la tarde del domingo.

Las víctimas tenían impactos de bala en su cabeza y las autoridades trasladaron sus cuerpos a la morgue de Medicina Forense, adonde ayer les practicaron la autopsia y fueron entregados a sus familiares. La Policía aún no tiene información de los móviles y sicarios que cometieron el hecho.

Sépalo

La Fiscalía contra el Crimen Organizado y la DLCN investigaban a Roger Espinoza Berríos por tráfico de drogas, por lo que en junio ejecutaron allanamientos en varias colonias de Tegucigalpa, al igual que a otras personas vinculadas.