Más noticias

Seis empleados del transporte público asesinados en una semana

Este jueves fueron asesinados un taxista en Comayagua y un transportista en San Pedro Sula.

Un taxista fue acribillado cuando estaba en un 'car wash'.
Un taxista fue acribillado cuando estaba en un 'car wash'.

San Pedro Sula, Honduras.

El transporte público sigue siendo uno de los sectores más afectados por la delincuencia e inseguridad en Honduras.

Los buses o taxis ya no solo son víctimas de asaltos, sino de extorsiones, atentados y asesinatos.

Las cifras evidencian lo peligroso que se ha convertido ser empresario del transporte o empleado de este rubro; en siete días han sido asesinados seis hombres vinculados con este sector.

-Víctimas-

La noche del jueves 4 de julio murió en el hospital Mario Rivas, de San Pedro Sula, Iván Eduardo Ramírez Cabrera (de 43 años). El fallecido era chofer de un microbús que cubre la ruta entre el sector López Arellano (de Choloma) y el centro de San Pedro Sula. Fue atacado por desconocidos en la avenida Junior del barrio Barandillas.

transporte2.10(1024x768)
Agentes de la DPI inspeccionan la escena de crimen en la que fue acribillado un taxista VIP.

Un día después fue ultimado Edwin Geovanny Ortiz Núñez (48), quien trabajaba como taxiata VIP. El hombre fue asesinado a balazos cuando discutía con una mujer en la colonia Satélite de San Pedro Sula.

Otro ruletero fue acribillado al mediodía del martes 9 de julio. El ahora occiso respondía al nombre de Gilberto Zavala Montoya, y era conocido con el alias Pelón. Laboraba en el putno de taxis qye cubre el sector Rivera Hernández - Centro. Fue ultimado dentro de un "car wash" en la colonia Satélite de esta ciudad.

No solo ese crimen contra el transporte público ocurrió el 9 de julio. Un mototaxista, no identificado, fue ultimado en la aldea Baracoa, de Puerto Cortés, y en Tegucigalpa hubo un atentado contra la empresa de buses Norteños, que hace viajes entre la capital y la Ciudad Industrial; la unidad número 17 estaba a punto de salir hacia San Pedro Sula y con varios pasajeros abordo, afortunadamente ninguno salió herido. Ante la inseguridad, la compañía decidió cerrar operaciones de manera temporal; esta es la segunda vez que lo hacen.

transporte3.5(1024x768)
La empresa Norteños sufrió un atentado.

Las víctimas más recientes el transporte público fueron ultimadas este jueves 11 de julio. En Comayagua, región central del país, fue asesinado Miguel Ángel Rivera Funez, quien apenas tenía una semana de estar trabajando como taxista. Se presume que el nuevo ruletero fue contratado por un supuesto pasajero, y cuando iban por la colonia Nueva Esperanza, camino a la zona conocida como El Volcán, fue asesinado.

El transportista Domingo Pineda Ramos es la sexta víctima que registra el transporte público del país. El fallecido, quien era dueño de varios buses de la empresa Trampisa (de la ruta El Carmen-Centro), fue acribillado cuando salía de hacer trámites en las oficinas del Servicio de Administración de Rentas (SAR). El empresario fue asesinado al terminar de hacer sus diligencias; la Policía informó que un sicario en motocicleta lo esperaba para matarlo; el cuerpo de Pineda Ramos quedó sobre las vías del tren sampedrano.

Hasta el momento no se reportan capturas por ninguno de estos crímenes.