Madre de la princesa Diana no estaba 'hecha' para tener hijos

Charles Spencer recuerda su infancia como una temporada "terrible" de su vida marcada por el divorcio de sus padres, que afectó especialmente a Diana.

EUROPA.

La figura de la princesa Diana sigue generando una gran fascinación incluso trece años después de su trágico fallecimiento, y no solo en lo relativo a los años que pasó como miembro de la familia real británica.

Cualquier nueva información sobre su vida, antes o después de casarse con el príncipe Carlos, sigue acaparando titulares y su hermano ha realizado ahora unas raras declaraciones sobre su infancia que sin duda darán mucho que hablar.

Charles Spencer ha recordado el divorcio de sus padres en 1969 durante una entrevista al dominical The Sunday Times para explicar que afectó profundamente a Diana, quien por aquel entonces tenía tan solo cinco años.

1f12ca4b60522b4236c7e4ce2bf95342(1024x768)
Diana y su hermano Charles.

"Mientras mi madre estaba recogiendo sus cosas para marcharse, le prometió que regresaría para verla. Diana solía esperarla en la puerta, pero nunca volvió", ha desvelado.

Como los más pequeños de la casa, ellos pasaban mucho tiempo juntos mientras sus dos hermanas mayores se formaban en internados y, en su caso, ha pasado veinte años acudiendo a terapia de forma intermitente para superar su "terrible infancia".

"Nuestro padre era una presencia callada pero constante, que siempre nos mostraba su amor, pero nuestra madre no estaba hecha para la maternidad. No era su culpa, no sabía cómo", ha concluido Charles.

La Prensa