Mipymes que no den salto a la digitalización fracasarán

Estiman que un 60% de las mipymes establecidas desde hace varios años no venden por Internet. Deben capacitarse en el uso de redes sociales y páginas web para crecer.

Esta emprendedora promueve sus productos en redes y con sus contactos del celular. Fotos: Melvin Cubas.
Esta emprendedora promueve sus productos en redes y con sus contactos del celular. Fotos: Melvin Cubas.

San Pedro Sula.

Las ventas por Internet que tomaron auge durante el confinamiento siguen siendo una herramienta de salvación para muchos pequeños negocios que no están teniendo los mismos ingresos que antes.

El uso de redes sociales y páginas web ahora es más frecuente entre los microempresarios, comerciantes y nuevos emprendedores, esto debido a que tiene mayor alcance de clientes, es económico, fácil y accesible.

Aunque desde sus inicios, los jóvenes emprendedores utilizan estas herramientas tecnológicas para promocionar y vender sus productos y servicios, hay muchos mipymes que aún no dan el salto a la digitalización.

En la pandemia fue que los mipymes comenzaron a usar sus redes y WhatsApp para vender.

Esperanza Escobar, presidenta de la Anmpih.

Pese a que se carece de estadísticas, expertos estiman que más del 60% de los mipymes que tienen años dedicándose a sus negocios aún no usan las redes sociales como una forma de mercadeo y mucho menos páginas web.

Esperanza Escobar, presidenta de la Asociación Nacional de la Mediana y Pequeña Industria de Honduras (Anmpih), opinó que los jóvenes emprendedores desde que crean sus empresas abren una página en redes sociales para dar a conocer su marca, otros más avanzados su página web en donde se puede realizar el pedido y el pago de forma automatizada.

“Pero claro, estos son los jóvenes que ya están acostumbrados al uso del celular, la computadora, la tablet, que ya le entienden al manejo de redes sociales, pero hay otros que tienen años dedicándose a la venta tradicional que no saben cómo hacer, por eso nosotros como Anmpih los capacitamos”, dijo.

Las mipymes que han superado la crisis son las que ya tenían sus sitios web y le entienden.

Ricardo Irías, experto en tecnología.

La Anmpih cuenta con la plataforma electrónica de comercialización Catrachop en donde están inscritos unos mil pequeños empresarios, aunque no todos la utilizan.

“Hay muchos negocios tradicionales que no tienen el conocimiento, el tiempo o la disposición de usar estas herramientas. Nosotros los apoyamos de manera gratuita ingresándolos a la plataforma y los capacitamos”, apuntó.

Para la líder de mipymes, quienes no se actualicen están en riesgo a que sus negocios fracasen. Contó que muchos afiliados que tenían sus locales en El Centro han reducido sus costos operacionales y están haciendo nuevos clientes por medio de redes.

“Un 75% de los que están afiliados a la organización comenzaron a utilizar sus redes como páginas de comercialización de sus productos, lo que pasa es que lo tienen como páginas personal y suben sus productos, no como sitio de sus empresas y es ahí donde los estamos educando”, enfatizó Escobar.

Una mipyme que no tiene su marca en redes sociales es como que no existiera, no se da a conocer.

Denia Loo, directora del CDE Valle de Sula.

Temor a la tecnología

Teresa de Jesús Pérez y su esposo son adultos mayores que desde hace 30 años tienen un negocio de artesanías, durante el confinamiento y cierre del parque central por varios meses no tuvieron ventas de ningún tipo debido a que no saben utilizar las redes. “Somos personas mayores y no sabemos como vender por Internet”, lamentó Pérez.

Ricardo Irías, experto en tecnología y director ejecutivo de Sube Latinoamérica, dijo que incluso los jóvenes tienen mucho que aprender porque cómo tener un negocio en línea exitoso no se está enseñando en las escuelas.

Además
La oficina del Centro de Desarrollo Empresarial del Valle de Sula se encuentra en El Centro frente al antiguo Oulet de Carrionn. El teléfono de la Anmpih es el 2550-0650 y el 9487-1240.

“No solo es usar las redes sociales, es medir el impacto del producto, saber qué poner en el sitio web. Creo que lo principal es que las personas mayores cambien su chip (pensamiento) y luego aprendan a usar la tecnología que los pone nerviosos”. Irías recalcó que es importante saber optimizar los procesos de venta en línea.

“Se ha quedado vendiendo mucho más en línea que presencial que antes, varias empresas encontraron la oportunidad de optimizar el proceso.

Denia Loo, directora ejecutiva del Centro de Desarrollo Empresarial (CDE) Mipyme Valle de Sula, declaró que hay un porcentaje considerable de mipymes afiliados que no se han digitalizado.

Pese al convenio entre el Gobierno, la Organización de los Estados Americanos y la empresa internacional Kolau que dieron 600 licencias gratis para que los mipymes tuvieran su propia página web solo el 50% de los cupos se lograron cubrir.

“Nosotros realizamos capacitaciones de marketing digital y asesorías gratis para que tengan mayores ventas, pero algunos no lo aprovechan”.

La Prensa