Solo el 45% de solicitantes aprueban el examen de conducir en primera cita

En este mes se han registrado 260 accidentes con daños materiales y lesionados en la zona norte.

Los agentes de la Dirección Nacional de Vialidad y Transporte realizan operativos en los principales bulevares. Foto: Melvin Cubas.
Los agentes de la Dirección Nacional de Vialidad y Transporte realizan operativos en los principales bulevares. Foto: Melvin Cubas.

San Pedro Sula, Honduras

A más de 40,000 conductores multó en 2019 la Dirección Nacional de Vialidad y Transporte (DNVT) por faltas varias, y de estos, el 40%, es decir 16,000, fue por utilizar el celular mientras manejaban.

La Policía de Vialidad explica que los sampedranos ya no solo hacen llamadas mientras manejan, se ha vuelto más común sorprenderlos enviando mensajes o revisando otras aplicaciones. Esta situación tiene preocupadas a las autoridades, pues destacan que la distracción está provocando que se irrespeten los altos, la luz roja del semáforo y se realicen cambios de carril sin precaución.

Además
La Dirección de Vialidad cuenta con velocímetros y muchos conductores caen durante los operativos.

Miguel Villatoro, coordinador operativo noroccidental de la DNVT, informó que en lo que va de este mes han decomisado más de mil licencias a conductores por faltas varias.

Detalló que las tres principales infracciones a los motoristas es por exceso de velocidad, irrespeto a las señales de tránsito y el uso del celular.

“La mayoría de accidentes de tránsito ocurren porque las personas andan distraídas con el teléfono o van realizando otra actividad simultánea a la de conducir”, aseveró.
De acuerdo con la Ley de Tránsito, el uso del teléfono móvil mientras se conduce es una falta grave y la multa es de L600.

“De cien licencias que se decomisan al día, unas 40 personas son infraccionadas por usar el celular”, recalcó.

Villatoro indicó que muchos reinciden en esta falta en el término de un año, les cancelan la licencia por seis meses y a algunos por un año.

Por ser encontrados en estado de ebriedad en lo que va de este mes han cancelado el permiso de conducir a 30 conductores. En 2019 se les suspendió la licencia a 2,800 personas por ese motivo. En este mes, se han suscitado 260 accidentes de tránsito y han perdido la vida cuatro personas. En enero murieron nueve por la misma causa.

En cuanto a la emisión de licencias, unos 150 conductores se someten a diario a las pruebas por primera vez, pero solo a 70 les aprueban el permiso. Por renovación están extendiendo 250.

La Prensa