Garachana hace un llamado urgente a la paz y a combatir la corrupción

En su mensaje navideño a los hondureños, el obispo cuestionó la violencia, la corrupción y la impunidad.

El obispo Garachana dio su mensaje navideño al pueblo.
El obispo Garachana dio su mensaje navideño al pueblo.

San Pedro Sula.

Un llamado a construir y fortalecer la paz en los corazones de todos los hondureños hizo el presidente de la Conferencia Episcopal de Honduras, monseñor Ángel Garachana, durante su mensaje navideño.

“Gloria a Dios en el cielo y en la tierra paz a los hombres que Dios ama, estas fueron las palabras de los ángeles en la noche de nacimiento de Jesucristo. Y este es mi anuncio y mi deseo para todos en estos días entrañables”, expresó el obispo.

Garachana manifestó que es urgente la paz debido a los problemas que están afectando al país como son la violencia, la migración, las muertes en los centros penales y la corrupción, “la paz es síntesis de todos los dones de Dios y por tanto fuente de verdadera felicidad. Paz en las familias, en los hogares, paz en las relaciones económico-laborales y paz sobre todo en la vida social, porque son muchas tristemente las realidades que están no solo amenazando, sino destruyendo la paz y la convivencia en nosotros, por eso el llamado urgente a la paz”, expresó monseñor.

La paz es urgente y necesaria en el país y justifica el esfuerzo de todos

Nombre Apellido, CargoÁngel Garachana, obispo

Envió un mensaje a las autoridades gubernamentales para que analicen la realidad del país y aporten propuestas para evitar que las leyes amparen la corrupción e impunidad, a los hondureños les aconsejó apartarse de los males, como la corrupción, el narcotráfico, el abuso, entre otros. Asimismo, a la Iglesia le pidió testimoniar con obras y palabras el amor de Dios, así como comprometerse a cuidar y fomentar la dignidad y la vida de cada hondureño.

“Hoy en Honduras, en medio de sus dolores, contracciones y esperanzas sigue resonando el mensaje de los ángeles en la primera Navidad. Y esta es la buena noticia que les traigo, estos son mis deseos para todos y este es mi compromiso con ustedes: gloria a Dios en el cielo, paz en Honduras, a los hombres que Dios ama”.

Centros penales

Monseñor Garachana se refirió sobre la violencia dentro de los centros penitenciarios del país. “Tristemente continuamos con una realidad en los centros penales que no cumplen con la finalidad para lo que fueron construidos. El Estado es el responsable de cuidar la vida de los reclusos”, dijo. Agregó que no está de acuerdo con que policías y militares sean parte de la comisión interventora de los centros penitenciarios.

“No soy partidario de la militarización de los centros penales y de la sociedad, espero que se haga una investigación verdadera e imparcial, que tengamos información de qué está pasando en los centros penales”.Indicó que se necesita preparar a la policía penitenciaria, además de un cambio de mentalidad.

La Prensa