Más noticias

Merienda escolar la reciben más de 207,000 alumnos en Cortés

Autoridades estiman que la cantidad de desertores en los salones de clases bajará este año.

Los niños reciben su merienda escolar preparada por madres de familia.
Los niños reciben su merienda escolar preparada por madres de familia.

San Pedro Sula, Honduras

La merienda escolar se ha convertido en una aliada importante para que los alumnos no abandonen las aulas de clases, aseguran autoridades de la Dirección Departamental de Cortés.

Durante este año, el Programa Nacional de Alimentación Escolar llegó a 207,742 niños de unos 1,593 centros educativos de prebásica y primaria.

El impacto que ha tenido el programa, indicó Reina Rodríguez, subdirectora de Servicios Educativos, es que más alumnos están asistiendo a las aulas, además que fortalecen su nutrición.

“Los maestros ven que la merienda contribuye con que los niños van más a clases, que están más motivados”, dijo Rodríguez.

Durante 2018 se logró entregar dos remesas de arroz, frijoles, aceite y harina de maíz; fueron 1,386.12 toneladas (3,053,402 libras).

La cifra fue menor que la del año pasado, por lo que las autoridades esperan que para 2019 se logre entregar más producto.

En 2017 se planteó incorporar huevo a los productos de la merienda escolar; sin embargo, este año no se logró dar. “Confiamos en que para el próximo año ya puedan dar este producto a los niños, reforzaría en la nutrición de los menores”, señaló la subdirectora.

Russbel Hernández, investigador del Observatorio Universitario de la Educación Nacional e Internacional de la Upnfm, dijo que es necesario que el Gobierno invierta más dinero en apoyar este tipo de programas para mejorar los indicadores académicos y reducir la deserción.

El año pasado, más de 17,000 menores salieron de las aulas de clases, de acuerdo con datos preliminares que maneja Infotecnología de la Dirección Departamental, más de 6,000 alumnos desertaron hasta junio de este año. Rony Ventura dijo que para finalizar el ciclo escolar, la cifra de desertores podría llegar a 12,000 niños, no obstante, habrá una reducción.