Más noticias

Ciencia descubre la receta para una relación duradera

Aunque no lo crean el atractivo físico no es lo más importante

Una investigación realizada por la Universidad de Texas y de la Universidad de Northwestern destacan el impacto que tiene la amistad previa en las relaciones sentimentales de pareja.

Tras estudiar a 167 parejas, tanto novios como esposos, llegaron a esta conclusión. A cada uno les preguntaron cuánto tiempo les llevó conocerse antes de formalizar en una relación amorosa estable. El estudio consideró también el tiempo que tardaron en ser solo conocidos, luego amigos hasta finalmente ser una pareja.

A los encuestados igualmente se les consultó sobre cuán atractivos físicamente consideraban a su pareja en una escala de -3 (poco atractivo) a 3 (muy atractivo); con la finalidad de asegurarse de que el atractivo físico no influyera en la percepción que tuvieran sobre su relación.

La conclusión del estudio fue el siguiente: las parejas que tuvieron una amistad antes forman una impresión de la otra persona más estable y no solo un ideal de cómo les gustaría que fuera.

Esto es porque al conocer mejor a una persona, deja de importar solo lo físico. Así las personas que fueron amigos antes de ser novios, tienden a tener menos problemas por conductas inesperadas, pues ya construyeron una base más fuerte para saber cómo reaccionarán a diferentes circunstancias.

"Periodos más largos de familiaridad con una persona tienden a producir impresiones románticas que se basan en un atractivo único e idiosincrásico y no sólo en la apariencia", concluyeron los investigadores.