Más noticias

Señales de que evitas enamorarte

Esa persona tiene todas las cualidades que habías buscado, pero “sin querer” boicoteas tú la relación

Probablemente muchos eviten enamorarse para no ser parte de la prisión del amor.
Probablemente muchos eviten enamorarse para no ser parte de la prisión del amor.

Desde que se conocieron has experimentado una serie de emociones. Esa persona que acabas de conocer está llena de virtudes y cualidades, además de ser compatibles en gustos, valores y hasta aficiones.

Mujer, te topaste con tu hombre perfecto... pero es allí donde radica el problema. Te autosaboteas con pensamientos como que “es demasiado bueno para ti”, “no va a funcionar la relación entre ustedes”, "es demasiado joven e inmaduro" o es "demasiado mayor", etc.

Roland Barthes, semiólogo francés y autor de libros, explica teóricamente por qué no buscas el amor y terminar huyendo de quien podría ofrecerte una bonita relación amorosa: "el amor está pasado de moda y es considerado una enfermedad de la que hay que curarse. El enamorado tiende a perder el tiempo (el tiempo es lo más importante en la época posmoderna) en lugar de concentrarse en otras actividades".

Según Barthes, la sociedad intenta reintegrar al sujeto enamorado a la normalidad, entonces se escuchan frases como... “es algo temporal”, “hay que disfrutar mientras dure la locura, lo impulsivo y reflexivo”: las miradas, las sonrisas, sus palabras y gestos lo catalogan como un loco y entonces, el enamorado se siente como un inadaptado. Así, probablemente muchos eviten enamorarse para no ser parte de la prisión del amor... pero más aterrizado... ¿Cuáles son las señales que te dicen que te estás boicoteando sin que te des cuenta?

Anhelas un amor de ensueño, como esos de las historias románticas del cine. Sin embargo, tienes que saber que esos amores no existen por más que los busques... Un amor real tiene conflictos y la manera en la que se resuelven te ayuda a darte cuenta de que realmente podrías vivir tu vida con esa persona.

Buscar excusas para alejarte de él. Desde un sueño en el que recuerdas a tu ex, hasta un rumor que se distorsionó, cualquier causa es buena para cortar toda comunicación y enrolarte, nuevamente, en relaciones sin futuro, porque, claro, es así como quieres que sean.

Ente más excusas encuentres, menos posibilidades hay de que tengas una relación. No se trata de intentarlo con todos con quienes salgas sino, más bien, de tomar las decisiones correctas y dejar de boicotearte.


Las excusas:

1. Le encuentras defectos sin importancia. Su manía al masticar cuando come, ser fresa, llevar el barrio adentro, el ser poco tolerante... Cualquier cosa es buena para poner fin a la relación.

2. Le dices que no estás lista para una relación. Quizás recién te rompieron el corazón o tienes una vida tan ajetreada que, consideras, no podrás darle a tu pareja el cariño y tiempo suficientes.

3. ”Amas tu soltería”. Esa es tu mejor excusa. Te sientes genial estando soltero (a) y eso está bien si es verdad, pero si esa es tu manera de alejar a la gente y prefieres no arriesgarte.

4. Te justificas diciendo que “no es tu tipo”. Cualquier cosa es buena para decir esto... pero todos los que “son tu tipo” te han roto el corazón, ¿por qué no intentar algo completamente diferente? ¡Piénsalo!