Más noticias

El día que Jim Carrey "denunció" a la Orden de los Illuminati

Un jueves 13 de noviembre de 2014 el actor "lo contó todo".

Redacción.

Para los que les gustan las teorías de la conspiración, un jueves 13 de noviembre de 2014 el conocido comediante Jim Carrey "denunció" a la Orden Secreta de los Illuminati.

El actor promocionaba su nueva película “Dos tontos todavía más tontos (Dumb and Dumber To)”, secuela de “Dos tontos muy tontos”, en el programa de televisión americano de la ABC “Jimmy Kimmel Live” presentado por James “Jimmy” Kimmel.

“La gente de la televisión han sido contratados por el gobierno para despistar a la población, para distraerte, para hacer reír, hacerte feliz y dócil para que no sepas lo que realmente está pasando”, explicó Carrey.

Un sitio Web asegura que después Carrey respondió a su teléfono (representando que eran los Illuminati), y cuando volvió a hablar con Kimmel, su voz era robótica y graciosa. Su semblante cambió, y el ahora “controlado” Carrey ya no quería hablar de los Illuminati, sino para promocionar el nuevo “iPhone 6 Plus” y de la presentación de su nueva película “Dos tontos todavía más tontos”.

¿Pero qué hay detrás de la obsesión de algunos con los Illuminati? Y es que con la entrada del nuevo siglo y la irrupción de internet, esta teoría ganó popularidad.

Los rumores de la Orden de los Illuminati tienen su origen de la sociedad secreta del mismo nombre creada en Alemania a fines del siglo XVIII y que estaría integrada por los poderes políticos y económicos, cuyo objetivo final es establecer un nuevo orden mundial a través de un gobierno global.

Carrey "dejó claro ese día que sus intenciones eran diferentes a la de presentar públicamente su nueva película", dice un portal en internet.