AMLO admite que optó "inundar" zonas indígenas antes que a Villahermosa

Las declaraciones del mandatario mexicano generan polémica en México.

/

Ciudad de México.

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, reconoció hoy que durante el paso del ciclón Eta su Gobierno optó por gestionar una presa para "inundar" zonas indígenas del suroriental estado de Tabasco a fin de evitar mayores afectaciones en Villahermosa, capital de la región.

"Desde luego se perjudicó a la gente de Nacajuca, son los (indígenas) chontales, los más pobres, pero teníamos que tomar una decisión", confesó el mandatario mientras sobrevolaba las zonas afectadas por Eta, que dejó 28 muertos en el sureste del país.



López Obrador, originario de Tabasco, explicó que se cerró la compuerta del río Carrizal, que pasa por Villahermosa, y "toda el agua de la presa" siguió por el río Samaria, afectando a las comunidades de Jalpa, Nacajuca y Centla.

"Allá es donde tenemos el problema. Tuvimos que optar entre inconvenientes, no inundar Villahermosa y que el agua saliera por el Samaria, por las zonas bajas", dijo.

Aun así, defendió que "donde vive la mayoría de la gente de Tabasco se evitó una inundación mayor", en referencia a la capital tabasqueña, donde habitan 857.000 personas.

Primero como huracán y luego como depresión tropical, Eta azotó desde el 3 de noviembre a Centroamérica y luego al sureste mexicano, causando al menos 130 muertos y escenas de destrucción.

López Obrador viajó por segundo fin de semana consecutivo a Tabasco para supervisar las tareas de apoyo a los damnificados y visitó, entre otros lugares, Tepetitán, su aldea natal.

Vea: El poderoso huracán Iota pierde fuerza tras devastar el norte de Nicaragua

López Obrador, del izquierdista Movimiento Regeneración Nacional (Morena), aseguró que no viaja a la región solo para tomarse "la foto" ayudando a los afectados.

"Se va a ayudar a todos los damnificados. Todos los que tuvieron que salir de sus viviendas o padecieron porque se les inundaros sus viviendas, todos van a ser apoyados", prometió.

Según el último recuento oficial, en Tabasco hubo ocho muertos y 302.498 afectados, en Chiapas 20 muertos y 54.976 afectados, y en Veracruz 10.848 afectados. EFE

La Prensa