Piden no expandir centro de detención por "deshumanización" de inmigrantes

Coalición proinmigrante argumenta que el centro "no cumple con los requisitos mínimos de bienestar de los detenidos".

 La Coalición de Justicia para los Inmigrantes, que busca el cierre del Centro de Proceso del ICE en Adelanto, al noreste de Los Ángeles, argumentó que el Grupo CEO, que maneja esta y otras instalaciones similares “no cumple con los requisitos mínimos de bienestar de los detenidos”.
La Coalición de Justicia para los Inmigrantes, que busca el cierre del Centro de Proceso del ICE en Adelanto, al noreste de Los Ángeles, argumentó que el Grupo CEO, que maneja esta y otras instalaciones similares “no cumple con los requisitos mínimos de bienestar de los detenidos”.

Los Ángeles.

Una coalición proinmigrante pidió este miércoles que se detenga la posible expansión de un centro privado de detención que es contratista del Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE) en California, argumentando la "deshumanización" de los inmigrantes en esa instalación.

La Coalición de Justicia para los Inmigrantes, que busca el cierre del Centro de Proceso del ICE en Adelanto, al noreste de Los Ángeles, argumentó que el Grupo CEO, que maneja esta y otras instalaciones similares “no cumple con los requisitos mínimos de bienestar de los detenidos”.

“Por eso decidimos hacer este evento para pedir que se detenga la expansión que el Concejo de la ciudad está considerando desde febrero”, señaló Kimberly Galindo, residente de High Desert y miembro de la Coalición, durante la conferencia virtual donde se presentaron algunos testimonios.



Darwin Ramos, quien se identificó como un hondureño solicitante de asilo, contó que sufrió “una cuarentena por las paperas que en ese tiempo (2018) se tenían en ese lugar”.

“Pienso que ahora con el coronavirus las condiciones son peores y creo que es algo inhumano, que estén rociando químicos que se mantienen en las instalaciones”, dijo al referirse a los procesos de desinfección contra el coronavirus.

Shannon Camacho, miembro de la agrupación y representante de la Coalición por los Derechos Humanos de los Inmigrantes (CHIRLA), argumentó que el Grupo CEO “está utilizando su influencia multimillonaria para expandir el centro y pasar por encima de los residentes de Adelanto”.



Entre las quejas contra el centro de detención -con capacidad para albergar 1.940 detenidos- se argumenta que a los inmigrantes no se los respeta como personas ni se le protegen sus derechos.

“Yo lo viví en carne propia. Los oficiales te tratan como un animal, nos miran como menos y ni siquiera nos dan suficiente tiempo para comer”, dijo en su participación Luis, un inmigrante que estuvo detenido en Adelanto. Según argumentó, cuando estaba detenido “un oficial tocó mis partes dos veces”.

Igualmente alegó en el centro hay una lugar para aislar a las personas, “un sitio que lo llaman ‘el hoyo’ y hay gente que ha estado allí hasta un año”.

Armando Carmona, coordinador de la reunión, pidió a la comunidad que se solidarice con los inmigrantes y envíe su mensaje al Concejo de Adelanto que a partir de esta noche estudiará la expansión solicitada por el Grupo CEO.

“Esta noche presentaremos los testimonios y habrá más participación de la comunidad”, aseguró Carmona.

La Prensa