Más noticias

Trump asegura que acuerdo con México incluye secretos

El jefe de la Casa Blanca dice que el gobierno mexicano se comprometió a hacer más de lo que se hizo público Mantiene amezana de aranceles.

El cruce de centroamericanos por el río Suciate, frontera con Guatemala, es constante. Hay expectativa por el anunciado despliegue de la Guardia Nacional por parte de México. AFP
El cruce de centroamericanos por el río Suciate, frontera con Guatemala, es constante. Hay expectativa por el anunciado despliegue de la Guardia Nacional por parte de México. AFP

Washington.

El presidente Donald Trump insistió ayer en que el acuerdo alcanzado el viernes con México incluye elementos secretos que aún no se han anunciado, algo que el Gobierno mexicano niega tajantemente.

“Tenemos un acuerdo sobre algo que anunciaremos muy pronto. Está todo hecho. Está todo hecho debido a los aranceles y la relación con México”, dijo Trump en declaraciones en la Casa Blanca y sin especificar a qué se refería.

Frente a ello, el canciller mexicano, Marcelo Ebrard, aseguró ayer que “no hay ningún acuerdo de ninguna especie que no se haya dado a conocer” y que todo lo que se pactó a nivel migratorio y comercial fue divulgado el viernes.

Además
1El gobierno de EEUU ha retornado a México a más de 11,000 centroamericanos para que esperen en este país sus trámites de asilo desde el 29 de enero.

2Opositores y defensores de DDHH se volcaron contra el gobierno mexicano por el acuerdo migratorio, diciendo que había cedido demasiado y criminalizado la migración.

3El canciller mexicano recordó que hay en marcha un plan de desarrollo para Centroamérica, que cuenta con el apoyo de EEUU.

Preguntado sobre esas declaraciones del canciller mexicano, Trump dijo sin dar detalles: “No creo que lo vayan a negar por mucho más tiempo, está todo hecho”. Ayer, en otros dos mensajes en Twitter, el mandatario aseguró que México se ha comprometido a hacer más de lo que se hizo público el viernes, cuando se anunció el acuerdo. “Hemos firmado y documentado completamente otra parte muy importante del acuerdo sobre Inmigración y Seguridad con México, un (acuerdo) que Estados Unidos ha estado intentando pedir durante muchos años. ¡Será revelado en un futuro no muy lejano y necesitará un voto del Legislativo en México!”, subrayó Trump.

“No anticipamos -continuó- un problema con el voto, pero si por alguna razón la aprobación no llega, los aranceles se restablecerán”. De esa forma, el mandatario defendió el pacto migratorio con México, por el que él accedió a suspender los aranceles que planeaba imponer a todas las importaciones mexicanas.

En mayo, Trump amenazó con aranceles del 5% a los productos mexicanos, los cuales subirían cada mes hasta alcanzar un 25% en octubre.

Ebrard señaló que no existen pactos secretos entre México y EEUU y que ambos gobiernos se comprometieron a evaluar los acuerdos en 45 días y volver a negociar si el flujo migratorio no disminuye.

Según Ebrard, México había rechazado la demanda de Washington de ser un “tercer país seguro”, pero se comprometió a examinar el asunto en 45 días.

“México propuso dar un plazo para ver si el despliegue de su Guardia Nacional en frontera sur disminuía la migración indocumentada desde Centroamérica, dijo Ebrard y agregó que de lo contrario, México discutiría esas “medidas adicionales” propuestas por Washington.

Por iniciativa de México, también se discutiría con Guatemala, Panamá, Brasil y la Oficina de las Naciones Unidas para los Refugiados (Acnur) otras medidas porque, según Ebrard, la responsabilidad migratoria “tiene que ser regional”.

Pero esos dos escenarios requerirán del análisis y eventual aprobación de los legisladores mexicanos, admitió el canciller mexicano. México cuenta con un congreso bicameral y Morena, el partido del presidente Andrés Manuel López Obrador, tiene mayorías cómodas en ambas cámaras.

Partidario de políticas de Trump dirigirá agencia migratoria

WASHINGTON. Un partidario de las duras políticas migratorias del presidente Donald Trump fue designado ayer como director interino de la agencia que se encarga de lidiar con la inmigración legal. Ken Cuccinelli estará a cargo de supervisar el Servicio de Ciudadanía e Inmigración (Uscis).

Cuccinelli fue fiscal de Virginia y ha manifestado estar a favor de negar la ciudadanía a los hijos nacidos en EEUU de padres que viven en el país de manera ilegal y de limitar la matrícula estatal en las universidades públicas a los ciudadanos o residentes legales. De momento no está claro si Trump nominará a Cuccinelli para ocupar el cargo de manera permanente. Eso requeriría la confirmación del Senado, lo que podría ser complicado.

El puesto quedó vacante luego de que Trump obligó a Lee Francis Cissna a renunciar debido a que el mandatario creía que no estaba haciendo lo suficiente.