Más noticias

Estudiantes del mundo salen a la calle contra el cambio climático

Joven sueca de 16 años es la cara visible del movimiento que exige acción a los gobiernos.

La joven Greta Thunberg en la manifestación de Estocolmo. Fotos: AFP
La joven Greta Thunberg en la manifestación de Estocolmo. Fotos: AFP

París.

“Si cambia el clima, ¿por qué no cambiamos nosotros?”. Estudiantes de todo el mundo, de Hong Kong a Madrid pasando por Kampala, abandonaron ayer las aulas y salieron a la calle a exigir medidas decisivas contra el calentamiento del planeta.

Wellington, Sídney, Bangkok, Atenas, Roma... a medida que avanzaba la jornada, miles y miles de jóvenes iban sumándose a esta huelga estudiantil internacional impulsada por la adolescente sueca Greta Thunberg para denunciar la inacción de los gobiernos.

“¡123 países!” , tuiteó la joven, de 16 años. En total, estaban previstas unas 2,000 manifestaciones en el planeta, según el sitio de la campaña FridaysForFuture. Centenares de estudiantes secundaron a Thunberg, convertida en símbolo de este movimiento, frente al Parlamento de Estocolmo, donde la joven se ha venido plantando cada viernes en solitario desde hace varios meses para exigir a su gobierno que cumpla con el Acuerdo de París de 2015.

“No soy el origen de este movimiento. Ya estaba allí. Solo requería una chispa para encenderse”, dijo Thunberg, mientras un manifestante agitaba una pancarta con un juego de palabras en alusión a su compañera, propuesta esta semana para el Premio Nobel de la Paz: “Make the planet Greta again”.

En Bruselas, donde el movimiento estudiantil ha venido manifestándose durante semanas, se congregaron 30,000 personas.

clima2.25(1024x768)
Otros estudiantes se manifestaron en Nueva York y en Quebec.

Problema real

A pesar de 30 años de advertencias sobre las graves consecuencias del calentamiento global, las emisiones de dióxido de carbono alcanzaron niveles récord en 2017 y el año pasado. La mayoría de científicos está de acuerdo en que, al ritmo actual, el planeta puede convertirse en un lugar inhabitable.

El Acuerdo de París exige contener el aumento de la temperatura del planeta “por debajo” de +2 C e idealmente + 1,5 C respecto a la era preindustrial. Pero el planeta está en camino de duplicar esa cifra.

El Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC) de la ONU advirtió en octubre que solo una completa transformación de la economía global y de los hábitos de consumo podría impedir una catástrofe climática.