Más noticias

Trump dice que espera una nueva carta de Kim Jong-un

"Pienso que será una carta positiva".

El presidente de EEUU, Donald Trump. AFP
El presidente de EEUU, Donald Trump. AFP

Washington, Estados Unidos.

El presidente estadounidense, Donald Trump, anunció este viernes que espera una nueva carta "positiva" del líder norcoreano Kim Jong-un, en una muestra de que las negociaciones para desnuclearizar la península coreana siguen vivas después de semanas de parálisis.

"Sé que una carta me será entregada, una carta personal de Kim Jong-un para mí, que fue entregada en la frontera" entre Corea del Norte y el Sur el jueves, dijo el mandatario a periodistas durante un vuelo en el avión presidencial entre Montana y Dakota del Norte.

"Pienso que será una carta positiva", añadió.

La correspondencia será entregada a través del secretario de Estado, Mike Pompeo, dijo Trump, que la consideró una "manera elegante" de comunicarse. "Como lo hicimos muchos años antes de todos estos nuevos dispositivos", indicó Trump.

Lea más: Obama pide el voto para los demócratas para controlar a Trump

Además, el presidente se refirió al comentario de Kim que se hizo público a través de un emisario de Corea del Sur el jueves, en el que el norcoreano reiteró su compromiso de avanzar en la desnuclearización de la península y ratificó su "confianza inalterada" en el presidente estadounidense.

"Lo que dijo sobre mí fue una declaración muy positiva", dijo Trump. "No ha habido (jamás) una declaración tan positiva", agregó.

Si bien la relación parecía haber quedado congelada desde que Trump suspendió un viaje de Mike Pompeo a Pyongyang a fines de agosto por la falta de progreso en el desarme nuclear de Corea del Norte, el diálogo parece volver a encauzarse.

Los dos líderes ya han intercambiado varias cartas. La última, escrita por el inquilino de la Casa Blanca, fue entregada por una delegación estadounidense al ministro de Relaciones Exteriores de Corea del Norte, Ri Yong Ho, a principios de agosto en Singapur.

Anteriormente, una misiva del líder norcoreano a Trump había ayudado a volver a encarrilar su histórica cumbre del 12 de junio, después de que Donald Trump la cancelara.