Christian Siriano brilla en la apertura de la "Fashion Week"

Cómic, cubismo y brillos destacaron en la pasarela de la semana de la moda. Una colección inspirada en Harley Quinn

Nueva York, Estados Unidos | AFP |

El diseñador estadounidense Christian Siriano arrancó el jueves la Semana de la Moda de Nueva York (NYFW) con un alegre cóctel inspirado en el cómic, el cubismo y el glamur, en una semana de intenso trabajo a raíz de los premios Óscar.

Siriano, de 34 años y en la NYFW desde los 22, se ha convertido en los últimos tiempos en una de sus principales atracciones de la Semana de la Moda.

Esta temporada tomó como punto de partida de su colección Otoño 2020 los personajes y la atmósfera de la película "Birds of Prey" ("Aves de presa y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn"), inspirada en el mundo de DC Comics y que fue estrenada esta semana.

"La idea principal es que todos llevamos una Harley Quinn en nosotros", explicó a la AFP Siriano antes del desfile, en referencia a la protagonista de la película.
Compañera del Guasón, con quien ha roto la relación, Harley Quinn encarna una antiheroína radical que oscila entre el bien y el mal.

Siriano quiso tornarla "más romántica, más bella, más elegante".

Para ello no escatimó en lentejuelas y brillos, terciopelo o telas tornasoladas.
El diseñador amante del espectáculo añadió su toque de glamur con vestidos largos, hombros reforzados, volantes, flecos y telas opulentas.

También se inspiró en el flamenco, con sus volantes y amplios sombreros cordobeses, así como en el cubismo. Todos los últimos vestidos de la colección tenían ángulos.

Mientras el mundo de la moda se cuestiona cada vez más sobre la pertinencia de los desfiles, para Siriano son absolutamente necesarios.

"La moda es tan dura hoy", dijo. "Si yo no tuviese esto actualmente (el desfile) algunas de mis vestimentas no tendrían sentido (...) Es por eso que me levanto cada día, porque amo este mundo de ensueño".

El público festeja la energía del diseñador que saltó a la fama al ganar una temporada del programa de telerrealidad "Project Runway".

"Corro muchos riesgos y pienso que eso intriga a la gente", dijo el modisto. "Nunca se sabe quién estará en primera fila, o cuáles serán las formas" de las prendas, dijo. "Creo que eso da a las personas ganas de volver".

Mimado de Hollywood y del mundo del entretenimiento en general, Christian Siriano vive en estos momentos un periodo de trabajo infernal entre su desfile del jueves y la ceremonia de los Óscar el domingo, para la cual prepara muchos vestidos.

"La mitad de mi equipo está en el taller en este momento" para preparar los vestidos para la alfombra roja, confió. "Nunca tuvimos tanto trabajo".

siriano 2(800x600)
Todos los últimos vestidos de la colección tenían ángulos.