Rescatan a hondureña y su bebé de las aguas del río Bravo

La joven de 18 años intentaba cruzar, junto a su hija de 10 meses de edad, de manera indocumentada a Estados Unidos.

Honduran Cintia Suyapa Zelaya carries her baby girl Valentina while begging for money along the 'Fuerzas Armadas' boulevard on the eve of Mother's Day, in Tegucigalpa, on May 9, 2020, amid the new coronavirus pandemic. - Suyapa Zelaya, 24, admits she violates the curfew imposed by the government in the fight against the new coronavirus because she has to beg for money to eat. (Photo by ORLANDO SIERRA / AFP)
Honduran Cintia Suyapa Zelaya carries her baby girl Valentina while begging for money along the 'Fuerzas Armadas' boulevard on the eve of Mother's Day, in Tegucigalpa, on May 9, 2020, amid the new coronavirus pandemic. - Suyapa Zelaya, 24, admits she violates the curfew imposed by the government in the fight against the new coronavirus because she has to beg for money to eat. (Photo by ORLANDO SIERRA / AFP) /

Nuevo Laredo, México

Una joven hondureña junto a su bebé de 10 meses de edad fueron rescatadas de las aguas del Río Bravo por elementos de Protección Civil y Bomberos, cuando intentaban cruzar hacia Estados Unidos.

La madre hondureña quedó atrapados en unas ramas, en su intento de cruzar a Laredo Texas, de manera indocumentada, sobre las heladas aguas del río Bravo que amanecieron a 14 grados centígrados.

Leticia Flores (18) narró que sus piernas comenzaron a entumirse debido a lo frío del agua del Río Bravo y a sentir los estragos de la hipotermia.

Al verse desesperada y sin ayuda, comenzó a gritar y fue observada por personas que pasaban cerca del lugar, logrando llamar a personal de Protección Civil y enviar la ayuda para sacarla primero de las aguas del Río Bravo y después estabilizarla, ya que su condición comenzaba a ser preocupante, no sólo para ella, sino también para su pequeña Brítani Maldonado Flores, quien recibió los primeros auxilios por parte de los bomberos.

La hondureña comentó que en el momento de intentar cruzar la frontera, iba acompañada de su cuñado, y que al internarse en las aguas del río, todos lograron llegar al otro extremo, pero ella quedo atorada en la hierba acuática.

Ulises Ochoa, director de Protección Civil y Bomberos, dijo que las labores de rescate tuvieron que ser efectuadas rápidamente, ya que la temperatura fría del agua representó un riesgo mayor para la mujer y sobre todo para la niña de sufrir hipotermia.

La madre y la bebé fueron trasladadas al Hospital General para recibir atención médica, reportando su estado de salud como estable.

Al ser dadas de alta, serán trasladadas al Sistema DIF de Nuevo Laredo para brindarles apoyo y asistencia social mientras se resuelve su situación migratoria.

Fuente hoytamaulipas.net y excelsior.com.mx

La Prensa