Más noticias

Honduras: Cada 6 horas detectan un nuevo caso de extorsión

Dos personas son detenidas al día en el país por estar vinculadas a este delito.

Solo el sector transporte paga 540 millones de lempiras anuales.
Solo el sector transporte paga 540 millones de lempiras anuales.

San Pedro Sula, Honduras.

La extorsión es uno de los flagelos que más ha dañado y torturado a los hondureños en los últimos años, causando incontables muertes y multimillonarias pérdidas económicas en el país.

Desde 2013 hasta este mes han sido descubiertos por las autoridades de seguridad 3,411 nuevos casos de personas que son víctimas de extorsionadores, según estadísticas proporcionadas por la Fuerza Nacional Antiextorsión (FNA).

El equipo periodístico de Diario LA PRENSA hizo una amplia investigación que revela las interioridades y datos recientes de la extorsión, información que ayuda a entender la gravedad del problema en el país.

Las estadísticas de los últimos tres años, actualizadas a este mes, son escalofriantes, pues indican que cada seis horas las autoridades detectan un nuevo caso de extorsión en Honduras.

Este año ya se han descubierto más de 432 nuevas extorsiones, en 2014 se registraron 1,033 y en 2013 se denunciaron 1,946 casos. En total, en los últimos cinco años y medio se han identificado 4,271 casos.

Pero esas son solo las denunciadas, pues hay innumerables extorsiones más que se quedan en la clandestinidad por el temor de las víctimas a dar a conocer su situación.

Diferentes sectores son perjudicados y a pesar del fuerte combate contra esta forma delictiva, las acciones de estas redes criminales continúan manteniéndose como uno de los más grandes males en Honduras.LC extorsion 290615(1024x768)

Engrosan filas

También es preocupante la cantidad de gente que se está involucrando en esta actividad, pues desde 2010 hasta la fecha más de 1,600 personas han sido detenidas por el este delito.

Solo en lo que va de 2015, la cantidad de detenidos por extorsiones es impresionante, pues en promedio se captura al menos a dos personas al día por estar vinculadas a este delito.

En este año, hasta el 24 de junio pasado, ya había 335 capturas por extorsión. En 2013 se atrapó a 452 y en 2014 a más de 600 por este delito.

Migración obligada

El experto y analista en temas de seguridad Carlos Flores expresó que el problema de la extorsión alcanzó niveles críticos en el país, pues incluso varias familias han tenido que salir huyendo del país.

“Lamentablemente muchas personas se han visto obligadas a abandonar su país porque no soportaban más la extorsión y tenían miedo que algo les pasara. Conozco casos de gente que tuvo que vender todo y huir. Empresarios sacando su capital de Honduras.

Además de los que ya se han ido, hay otros buscando una opción para irse. Es muy triste y un reflejo de lo extremo que es este problema”, reveló Flores.

El experto en seguridad además habló sobre el daño que la extorsión le hace a la economía hondureña.

“La inversión se aleja de nuestro país con este tipo de situaciones. Todo empresario quiere tener o poner su dinero en una zona donde haya clima de paz y seguridad; pero si no se le garantizan estas condiciones, mejor se va a otro país con su dinero”, declaró el analista.

La FNA también confirmó a Diario LA PRENSA que hay decenas de negocios que han tenido que cerrar debido a las amenazas de los extorsionadores.

“Cuando la vida de una persona es amenazada por la extorsión, el impacto es grande, y por el mismo temor de sufrir algún daño muchos comerciantes optan por cerrar su negocio”, indicaron miembros de la FNA, quienes mantienen en anonimato su identidad por seguridad y estrategia de operación.

Delito rentable

Las autoridades hondureñas han identificado que los ingresos obtenidos mediante la extorsión se han convertido en una de las fuentes de financiamiento más importantes para diferentes grupos del crimen organizado.

Según informes de la Secretaría de Seguridad, al año solo el sector transporte paga más de L540 millones debido al “impuesto de guerra”.

“El dinero que se cobra por extorsiones se usa para comprar munición y otra logística de los grupos de crimen organizado, incluso sirve para comprar droga, revelan agentes de la FNA.

Según las investigaciones de la Fuerza Nacional Antiextorsión, los grupos criminales en Honduras que más cometen el delito de extorsión son las pandillas 18 y la MS.

Modo de operar

Las bandas de extorsionadores han diversificado la forma de seguir con su delito, algunas usan solo las llamadas telefónicas de presión; pero otros incluso llegan a enviar mensajes con terceras personas a sus víctimas o cometen actos violentos para presionar a que les paguen.

Las autoridades han descubierto también que muchos usan los teléfonos robados, pues revisan los contactos y luego llaman para extorsionar a familiares o amistades de quien fue asaltado.

La Fuerza Nacional Antiextorsión hace un llamado a la población para que denuncien si son víctimas de extorsión, pues es la única manera de acabar con el problema.

La FNA tiene oficinas en cinco ciudades del país que cubren regiones aledañas.

En Tegucigalpa se puede llamar al 2291-0350 y al celular 9641-8480; en San Pedro Sula al teléfono 2504-2149 y al 9574-1341, o ir las oficinas que están en el barrio los Andes, en la 4 calle, 13 avenida.

También en La Ceiba está la FNA y el número de denuncia es 9482-1268. En Comayagua se puede pedir ayuda al número 2740-0509 y al 9632-6483, también al 8901-5092.

El FNA también tiene una oficina en Olancho.

Los números para denunciar están habilitados todos los días durante las 24 horas y todos los datos del denunciante son manejados en completa confidencialidad.