Honduras: En viviendas humildes de Copán ocultan a Mario Zelaya

El jefe militar de Fusina señaló además que la estrategia de Zelaya es moverse de un lugar a otro "para desconcertar el seguimiento".

Mario Zelaya, exdirector del Seguro Social, continúa prófugo de la justicia hondureña.
Mario Zelaya, exdirector del Seguro Social, continúa prófugo de la justicia hondureña.

Tegucigalpa, Honduras.

El coronel Germán Alfaro, jefe de la Fuerza de Seguridad Interinstitucional Nacional (Fusina) en la región noroccidental del país, reveló nuevos detalles del paradero de Mario Zelaya, exdirector del Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS), prófugo de la justicia.

El militar reveló que Mario Zelaya se ha escondido en casa de “personas humildes” en Santa Rosa de Copán, adonde la Policía Nacional ha llegado tarde para querer capturarlo.

Los escondites de Zelaya son “de personas humildes, no eran políticos, ni empresarios, ni de esa naturaleza, eran personas comunes”, dijo el titular de Fusina.

Ver especial: Crisis en el Seguro Social de Honduras

Zelaya ha buscado estos sitios para esconderse y “desconcertar” a las autoridades, mencionó Alfaro, estrategia que hasta los momentos le ha dado resultado.

La Fusina ha hecho allanamientos en algunas casas de la zona occidental en busca de Zelaya, pero cuando se ha llegado a los sitios el exfuncionario ya no estaba.

“Hasta el momento no ha sido posible identificarlo, pero por los rastros que le llevamos sí ha tenido una serie de movimientos importantes”, dijo. Alfaro reveló el fin de semana que Mario Zelaya se encontraba en Honduras y que se desplazaba grandes distancias para no ser capturado. Además reveló que estaría recibiendo ayuda de personas a las que les hizo favores.

Pero no dio detalles de quiénes eran los personajes que protegen a Zelaya.

Lea: Recompensa por el ex director del Ihss

La Policía Nacional ha sido criticada por no capturar a Zelaya, pero Alfaro sostiene que para no perjudicar las acciones de búsqueda, las autoridades no se van a “sofocar”.

“En estas situaciones el Estado no tiene prisa, en la medida que las autoridades estemos sofocados se van a perder elementos valiosos de juicio para poder judicializar un caso tan importante”, expresó.

En la medida que no se tomen las precauciones en la investigación contra Mario Zelaya se corre el riesgo de que se pierda la posibilidad de encontrar más pruebas que lo incriminen.

El exfuncionario tiene orden de captura desde febrero pasado por tres procesos que entabló el Ministerio Público por casos de corrupción cometidos en la administración del Seguro Social.

El Ministerio Público también investiga a Zelaya por supuesto lavado de activos, ya que tiene evidencias de que dirigía algunas operaciones para desviar dinero del IHSS y utilizarlo en la compra de bienes.

Hasta la fecha se han incautado 33 propiedades que fueron compradas con recursos del Seguro Social. El fiscal general, Óscar Chinchilla, anunció que en esta semana el Ministerio Público presentaría más acusaciones por actos de corrupción en el IHSS.