Más de 1,600 armas han sido destruidas por la Policía Nacional de Honduras

Entre 300 a 400 armas que han sido decomisadas o que están en desuso son eliminadas a diario.

El proceso de destrucción de armas puede ser presenciado por ciudadanos.
El proceso de destrucción de armas puede ser presenciado por ciudadanos.

Tegucigalpa, Honduras.

Unas 1,600 armas de fuego decomisadas y en desuso han sido destruidas por la Policía Nacional, informaron las autoridades.

Un promedio de 300 a 400 armas son eliminadas a diario, declaró el oficial responsable del grupo encargado de inhabilitar definitivamente el uso de las armas. Explicó que el proceso comenzó la semana pasada, ya que primero se procedió a entrenar al personal que estaría asignado a esa unidad. Antes de destruir las armas, el oficial y demás encargados deben anotar en un libro de control el tipo de arma, número de serie y el número de registro asignado por la Policía al momento del decomiso.

Cada una de las armas es revisada antes, ya que en algunas se han encontrado proyectiles en su interior y se corre el peligro de que al ser cortadas por la máquina el proyectil salga disparado por la presión que se hace para el corte del arma.

Muchas de las armas que están siendo destruidas se encuentran en perfecto estado, pero deben ser inutilizadas para evitar que lleguen a manos del crimen organizado.

Entre las armas a destruir hay pistolas, revólveres, chimbas, escopetas y fusiles, además de munición de diferentes tipos.

A partir de esta semana, la ciudadanía puede presenciar el proceso de destrucción de las armas, para lo cual debe llamar al teléfono 2237-0527 y confirmar qué día llegarán a la Secretaría de Seguridad.