Con oración especial cardenal Rodríguez pide protección para Honduras ante amanaza de Iota

El máximo líder de la iglesia católica en Honduras llamó a las familias a unirse en oración en estos momento difíciles.

Al finalizar la homilía se dio paso a la oración especial para pedir con fe protección al Creador previo al impacto de Iota.
Al finalizar la homilía se dio paso a la oración especial para pedir con fe protección al Creador previo al impacto de Iota.

Tegucigalpa, Honduras.

El cardenal hondureño Óscar Andrés Rodríguez realizó este domingo un emotivo momento de oración frente a la Virgen de Suyapa para rogar por la protección del país ante la amenaza del huracán Iota.

Después de la homilía en la basílica, el máximo líder de la iglesia católica de Honduras, su cuerpo religioso y feligreses se unieron para pedirle al Señor que guarde en sus manos al pueblo hondureño en estos momentos difíciles.

Rodríguez también llamó al pueblo hondureño a unirse en oración en familia y permanecer firmes en la fe.

Además lea: Huracán Iota dejará lluvias en todo el territorio hondureño

En la misa de este día habló sobre la parábola de los talentos del evangelio de Mateo 25,14-30, la cual enseña sobre un hombre que llamó a sus siervos y les dio conforme a sus capacidades a uno cinco talentos, a otro dos y a otro uno.

El primero ganó cinco más, el segundo gano dos más y el tercero cavó un hoyo en tierra y lo escondió, a este último el amo lo castigó quitándole el talento y se lo dio al que tenía 10 talentos.

"El peor enemigo de nuestra vida, es el miedo y es triste que vivamos en el miedo, no simplemente por la tragedia que hemos vivido con la tormenta tropical Eta, por la amenaza de otro huracán, que le pedimos con fe a Dios que no nos ataque con tanta fortaleza".

Oscar andres rodriguez 3(1024x768)
Feligreses que asistieron a la homilía de este domingo también se colocaron de rodillas para pedir por protección para el país.



"El evangelio nos avisa que el peor enemigo es el miedo a ser testigos valientes del evangelio, el miedo a proclamar con nuestra vida que hay valores por encima de la búsqueda del poder, o la búsqueda del placer sin reglas morales o la búsqueda del dinero".

Rodríguez pidió no olvidar que el tercer siervo de la parábola es descalificado, no porque haya cometido maldad alguna sino porque se limitó a conservar estérilmente lo recibido impidiendo su crecimiento a causa del miedo.

Apuntó que, la clave de esta parábola está en el miedo que tuvo el empleado asustadizo, el que recibió un solo talento y no lo hizo fructificar. La imagen que ese siervo tenía de su señor, era una imagen terrible, le daba miedo, y el miedo fue su perdición.

Exhortó a no paralizar la fe y mantener la solidaridad

"Cuántas imágenes negativas de Dios pueden paralizar nuestra vida y dificultar el crecimiento personal, entonces viene una frase desconcertante, al que tiene se le dará y le sobrará, pero al que no tiene se le quitará hasta lo poco que tiene y nosotros acostumbrados a razonar con los criterios de un sistema económico injusto, pensamos que esta frase es injusta y aparentemente así lo es".

En su mensaje el Cardenal también detalló que el que tiene mucho, tiene mucho sentido de su vida, tiene mucho sentido de su fe, tiene mucho sentido de Dios y cada día puede crecer más en su fe y en su sentido de Dios; pero, el que no tiene, el que apenas vive una fe superficial, pegada con saliva, corre el riesgo de quedarse sin nada, los que reciben con fe, los valores del reino irá descubriendo más y más profundamente ese misterio, pero quienes lo reciben de manera superficial acaban por abandonarlos, una fe infantil no puede sustentar una vida adulta.

El cardenal también mencionó que la iglesia celebra la cuarta jornada de los pobres impulsada por el papa Francisco. "Aquí en nuestra Honduras y en esta querida arquidiócesis, esta jornada empezó hace 10 días cuando se volcó la generosidad y la solidaridad de nuestro pueblo y esta basílica mariana es testigo de tanto amor, de tanta generosidad, de tanto servicio de esta jornada mundial de los pobres que se volcó para ayudar a los hermanos más pobres que se volcó para ayudar a los más pobres sobre todo de la costa norte que ha sufrido tanto ".

Rodríguez exhortó a no esperar otra catástrofe para seguir siendo solidarios con quienes más necesitan.

La Prensa