Enee hará descargas en El Cajón antes de la llegada de Iota

Hoy a las 10:00 am, la comisión interventora informará sobre el plan de acción en el embalse.

VER MÁS FOTOS
Esta es la compuerta al lado de la cortina por donde sale el agua que ya ha pasado generando electricidad por las turbinas.
Esta es la compuerta al lado de la cortina por donde sale el agua que ya ha pasado generando electricidad por las turbinas.

TEGUCIGALPA.

La nueva amenaza de que el fenómeno tropical Iota situado en el Océano Atlántico golpee Honduras ha encendidos las alarmas de las autoridades del país y de la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (Enee) para revisar la situación de la Central Hidroeléctrica Francisco Morazán.

Rolando Rodríguez, director de generación hidroeléctrica de la Enee, confirmó a LA PRENSA que las autoridades han llegado a un consenso en que El Cajón debe abrir las compuertas antes de la llegada de Iota al país, que según las autoridades estará dejando lluvias a partir del domingo. El nivel actual de la central está cerca del límite de sus operaciones.

Según el último informe de la Enee, el nivel de la represa se encuentra a 285.80 metros sobre el nivel del mar, nivel que se elevó por las lluvias que dejó Eta en su paso por el istmo centroamericano. El director de generación hidroeléctrica informó que el límite para realizar operaciones es 289 metros sobre el nivel del mar.

“Con la vulnerabilidad del valle de Sula tenemos que empezar a hacer descargas ahora que los ríos están bajos para evitar inundaciones”, dijo Rodríguez.

270
megavatios de energía está produciendo la Central Hidroeléctrica Francisco Morazán, la energía que se produce va en función de la demanda que dictamina el Operador del Sistema (ODS).

El representante de la estatal eléctrica señaló que se prevén hacer descargas de unos 300 metros cúbicos por segundo, los cuales no tienen mayor incidencia en el río porque es un caudal muy bajo, y eso permitirá bajar el nivel de la represa y evitar descargas cuando los ríos del valle de Sula tengan un caudal más alto, lo que provocaría más inundaciones en la zonas afectadas por Eta.

El experto explicó que las descargas se deben hacer pronto porque de superar la cota de los 289 metros sobre el nivel del mar en el nivel del embalse tendrán que paralizar las turbinas y, por ende, la generación de energía eléctrica, lo que sumaría más problemas para la ya golpeada población hondureña.

Las autoridades de la comisión interventora de la Enee notificaron que ya se están realizando las coordinaciones con el Sistema Nacional de Gestión de Riesgos (Sinager), la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) y las municipalidades del valle de Sula para alertar a los pobladores y que tomen las precauciones necesarias; aunque consideran que con el nivel de descarga no tendrá mayor impacto en el caudal de los ríos.

Rolando Leán, director de la comisión interventora de la Enee, dijo a LA PRENSA que hoy a las 10:00 am presentarán y socializarán el plan de acción de las descargas de la central hidroeléctrica.

La última vez que se hicieron descargas en El Cajón fue en 2010, cuando inicialmente se comenzó con un flujo de descarga de 210 metros cúbicos por segundo y se elevó a 480 metros cúbicos.

lc-represa-131120(800x600)
La Prensa