"A ciegas" compró Invest-H hospitales a Axel López

Nunca se les facilitó fotos ni videos de la fabricación de los centros asistenciales móviles.

Nuris Prefabrik tiene su planta en la zona industrial de Baskent, Ankara, Turquía.
Nuris Prefabrik tiene su planta en la zona industrial de Baskent, Ankara, Turquía. /

Tegucigalpa, Honduras.

Tras la firma de las órdenes de compra y el pago de los 47 millones de dólares (1,165 millones de lempiras) que costaron los hospitales móviles adquiridos por Inversiones Estratégicas de Honduras (Invest-H), Axel López, representante de Elmed Medical System y de Hospitales Moviles.Com, se encargó de mantener bajo un completo velo de misterio y hermetismo el tipo de hospitales que se estaban fabricando en Turquía.

A esto se atribuye que los hondureños y aún el propio comprador, en este caso Invest-H y el Gobierno de Honduras, no cuentan con las pruebas fotográficas y de video que permitan determinar el tipo de modelos de hospitales que fueron ensamblados en la fábrica de la empresa turca Nuris Prefabrik, contratada por Hospitales Moviles.Com para construir los polémicos módulos hospitalarios.

LEA: Marco Bográn se negó a realizar auditoría financiera y cumplimiento en Invest

Las únicas pruebas documentales que se conocen hasta ahora, y que fueron facilitadas por el guatemalteco-estadounidense Axel López a Invest-H, son las fotografías de los modelos de los hospitales que presuntamente fueron plagiadas a la empresa turca SDI Global LLC, que lo acusó de falsificación y lavado de dinero por el uso de sus contenidos y registros para cerrar la negociación con el Gobierno de Honduras.

Las otras gráficas existentes son unas en las que se puede apreciar el barco con bandera de los Países Bajos Ijsselborg cuando es cargado en el puerto de Derince en Estambul con los contenedores en los que se supone vienen los dos hospitales móviles de 91 camas y que fueron publicadas por Invest-H en su Facebook.

No hay rastro

En un rastreo por Internet, LA PRENSA pudo confirmar que Nuris Prefabrik es una empresa turca fundada en 1968, cuya especialidad son oficinas prefabricadas, estructuras de contenedores, casas prefabricadas, almacenes de estructuras de hangar, contenedores monobloque y desmontados, refugios y cabañas, pero no el tipo de hospitales móviles que se le ofreció a Honduras.

En su sitio web, Nuris Prefabrik no tiene documentada la fabricación de los módulos adquiridos por Invest-H, no así de otros proyectos importantes como el mercado Otomano y el edificio de un hospital de 200 personas encargado por el Ministerio de Salud de su país, entre otros más.

dr-hospitales100-300620 (13)(800x600)
Su experiencia es la fabricación de estructuras modulares y casas prefabricadas, como se observa en las imágenes tomadas de su página web.

La compra de los hospitales por parte de Invest-H (dos de 91 camas) se formalizó con Elmed Medical System el 18 de marzo de 2020, según consta en las órdenes de compra número MAR20-2020-e-RFQ y MAR30-2020-e-RFQ2.

La primera orden de compra de los dos hospitales de 91 camas se emitió el 18 de marzo y la segunda de los restantes cinco hospitales de 51 camas, incluyendo siete plantas de desechos médicos, se formalizó el 2 de abril de este año.

El pago del 100% del valor de los módulos hospitalarios se hizo mediante dos transferencias internacionales autorizadas por la Secretaría de Finanzas el 19 de marzo y el 2 de abril de 2020 al Chase Bank, en 1812 West Sand Lake Rd Orlando, FL 32809 teléfono 1 800 768 7000, por valor de 781.7 y 392.7 millones de lempiras, respectivamente.

Uno de los pagos se formalizó justo un día después de que se emitiera la orden de compra a Elmed Medical System (18 de marzo de 2020).

Esta y otra información soporte debería estar disponible en el último informe documental de las compras realizadas por Invest-H dentro de la emergencia sanitaria por covid-19, emitido el 17 de junio anterior, pero extrañamente el enlace que lleva a la información fue desactivado y no se encuentra disponible en el portal único ni en la página de Invest-H.

Dilación y engaño

Con base en la búsqueda de información pública, LA PRENSA tuvo acceso a un documento inédito del 17 de mayo de 2020 en el que deja al descubierto las presiones que ya enfrentaba el entonces director de Invest-H, Marco Bográn, para dar explicaciones de los hospitales móviles a la sociedad hondureña, así como las tretas y dilaciones que expuso Axel López para eludir la facilitación de pruebas fehacientes de la construcción de los hospitales en Ankara, Turquía.

En el documento también queda plasmado que Axel López nunca facilitó fotos y videos de la fabricación de los módulos hospitalarios y convenció a Marco Bográn que el acuerdo de confidencialidad que supuestamente habían convenido Invest-H y Elmed Medical System le impedía proporcionar esa información a “terceros”.

47.7
Millones de dólares es el valor
de los hospitales móviles adquiridos por Invest-H a la empresa de Axel López.
12.3
Millones de dólares es el valor
de la sobrevaloración de los hospitales médicos detectada en una auditoría de ASJ-TI.
45
Es el plazo consignado para
la orden de compra emitida por Invest-H para que los hospitales estuvieran en Honduras.

La carta, que López firma como vicepresidente de ventas y mercadeo de Hospitales Móviles.com es en respuesta a una nota remitida por Bográn días antes, en la que le solicitó información fotográfica y documental de los avances de los hospitales, ante la presión mediática y popular que ya estaba enfrentando en Honduras por su tardía llegada.

En la documentación de compra emitida por Invest-H se consigna que la entrega marítima de los hospitales se haría en un plazo de 45 y 55 días después de emitida la orden de compra; pero a la fecha existe un retraso de más de 40 días en la entrega de los dos primeros hospitales.

“Nos acercamos a usted en esta ocasión por la solicitud de avance de los proyectos de las órdenes de compra de tres hospitales de 91 camas y cuatro hospitales 51 camas que HospitalesMoviles.com e Invest-Honduras han suscrito y que ha sido requerido por las auditorías gubernamentales, de sociedad civil y privadas a las que la institución que usted dirige está siendo sujeta”, expone López en un párrafo introductorio.

A renglón seguido, el polémico personaje le expone hábilmente a Bográn: “Cómo es de su conocimiento, hemos firmado un acuerdo de confidencialidad, y por tanto las imágenes o videos de la elaboración de los hospitales no pueden ser transmitidos a terceros.

Sin embargo, consideramos que es de vital importancia la transparencia, y en aras de lo anterior, como proveedores responsables, por este medio le transmitimos (por escrito) los avances en la elaboración de los hospitales”. En lo sucesivo, el representante de Elmed Medical System esgrime que uno de los principales motivos de la tardanza para poner a punto los hospitales es el hecho que “nos enteramos que el tipo de energía eléctrica requerida para el funcionamiento de los equipos (380 voltios a 50 Hz trifásico) difería de la energía eléctrica disponible en Honduras (208 voltios a 60 Hz trifásico).

dr-hospitales100-300620 (3)(800x600)
Su experiencia es la fabricación de estructuras modulares y casas prefabricadas, como se observa en las imágenes tomadas de su página web.

Debido a esta situación, añade, se tuvo que modificar y sustituir algunos equipos para el mejoramiento operativo de los hospitales, lo que en una situación mundial común esto hubiese significado ninguno o un limitado retraso de tiempo.

López arguye que dada la crisis mundial por el coronavirus, una vez que se comenzó a buscar el equipamiento compatible con el voltaje de energía eléctrica suministrada en Honduras se encontraron con diversas dificultades de disponibilidad en el mercado.

“Las restricciones de importación, fabricación, disponibilidad logística de materiales, la alta demanda mundial de equipos, sistemas y suministros médicos es bastante complicado para todo el mundo. Las complicaciones de tener una cadena de suministros es un reto diario, hemos encontrado algunas demoras ajenas a nuestro control y la de nuestros proveedores, sumándose las diferentes órdenes de los Gobiernos de parar todo”, agrega en la misiva. Ante lo anterior justifica que estamos haciendo un “sobreesfuerzo” dentro de las limitaciones laborales y restricciones de movimiento en la fabricación de los módulos. Hemos tenido la oportunidad de contratar más personal y transportarlos desde sus casas a nuestras bodegas para seguir avanzando a completar sus hospitales.

En un intento por congraciarse con Bográn y justificar los retrasos, el guatemalteco indica que los inconvenientes han generado retrasos y costos adicionales a los cambios realizados; pero HospitalesMóviles.com asume las consecuencias económicas sin aumentar el costo de los hospitales a Invest-Honduras, que según su estimación ascienden, a 500,000 y 750,000 dólares.

Entre los cambios o agregados hechos a los módulos enumeró la instalación de un sistema de control de humedad, sistema de telefonía, sistema de esterilización, sistema de comunicación de paciente a enfermería y sistema de abrepuertas automático, entre otros.

Axel López cierra su misiva comprometiéndose con Bográn que en los siguientes días le pasará una actualización de estos adicionales y una prueba visual del proyecto, de lo cual no hay información documental que se hizo.

Además se compromete a autorizar y facilitar una visita de preinspección a la fábrica de los contenedores a un representante de la Oficina de las Naciones Unidas de Servicios para Proyectos (Unops-Honduras) para confirmar el trabajo ejecutado hasta esa fecha, algo que tampoco existe prueba documental que se hizo. Una auditoría de la Asociación para una Sociedad más Justa y Transparencia Internacional capítulo Honduras (ASJ-TI) arrojó que en la compra de hospitales al intermediario Elmed Medical System, el Estado hondureño a través de Invest-H pagó una sobrevaloración de dos millones de dólares por cada hospital (unos 50 millones de lempiras).

Por esta irregular compra de hospitales y otros equipos e implementos médicos, Marco Bográn es investigado por el Ministerio Público por suponerlo responsable de fraude, malversación de caudales públicos y abuso de autoridad.

Es incierta la llegada de los otros cinco hospitales: CNA

TEGUCIGALPA. La llegada de los restantes cinco hospitales adquiridos por Inversiones estratégicas de Honduras (Invest-H) es incierta porque no existen pruebas que los módulos hayan sido construidos, alertó ayer el jefe de la Unidad de Investigación del Consejo Nacional Anticorrupción, Odir Fernández.
Asimismo, Fernández puso en duda la calidad de los hospitales móviles que vienen en trayecto desde Turquía y dijo que todo apunta que se trata de carpas por la cantidad de contenedores que vienen en la embarcación.
“En realidad no sabemos qué es lo que viene, vienen dos hospitales; pero si usted me pregunta a ciencia cierta que son dos, yo le diría que probablemente no, si cumpliesen las características que estaban publicadas inicialmente o probablemente sí, pero viene cualquier cosa, vienen carpas, no vienen hospitales como tal”, apuntó.
El jefe de investigación del CNA dijo que de acuerdo con las investigaciones que el organismo ha realizado, probablemente lo que llegue a Puertos Cortés sean carpas, puesto que solo vienen 37 contenedores, porque lo que debería venir serían más de 70.
Dijo que es improbable que los restantes hospitales de 51 camas lleguen al país, ya que lo que se pretende con este primer envío es calmar el reclamo popular y callar las bocas de quienes han venido cuestionando esta irregular compra.
“De los demás hospitales no hay más información, si se están fabricando, incluso lo que viene es algo incierto”, aseveró..

La Prensa