Salones de belleza y barberías reabren puertas a sus clientes

Ayer se observó que aplican las medidas de bioseguridad en negocios que ya atienden, lo que definirá si se abre el resto de ellos en la capital.

Algunos salones de belleza y barberías abrieron ayer en la capital cumpliendo las medidas de bioseguridad.
Algunos salones de belleza y barberías abrieron ayer en la capital cumpliendo las medidas de bioseguridad.

TEGUCIGALPA.

Cumpliendo todas las medidas y con la supervisión de la Unidad de Control de Riesgo Sanitario y Bioseguridad de la Dirección Policial de Investigación (DPI), inició ayer la reapertura de salones de belleza y barberías.

En el caso de salones de belleza, lo hacen por cita y con el distanciamiento que establece el protocolo, de 1.5 a 2 metros entre cada persona. Las autoridades están midiendo la capacidad de cómo se cumplen los protocolos de bioseguridad para dar luz verde al operar de la totalidad de negocios. El fin es decidir si hay una apertura total para negocios en la capital y el país.

xo negocios 200520 (1)(800x600)

“Extremamos medidas, nos hemos preparado desde hace dos semanas, no solo es la mascarilla, también adquirimos caretas, marcamos las distancias, se hacen roles de turno para evitar aglomeraciones. La idea es cumplir a cabalidad el protocolo porque teníamos 63 días de estar sin trabajar”, explicó Sandra Vásquez, propietaria de un salón de belleza en Tegucigalpa.

Más de 12 establecimientos ubicados en Tegucigalpa y Comayagüela experimentan los cambios y siguen al pie de la letra las medidas establecidas en el protocolo que fue aprobado.

Supervisión

El Departamento de Operaciones de la DPI, a través de la Sección de Seguimiento a Contagio, Sección Cumplimiento y la Sección Vigilancia y Sanitización, desde la semana anterior visitan los diferentes negocios de comidas rápidas de la capital para verificar que se cumplan las normas establecidas.

Sépalo
Se realizan auditorías en negocios, y los informes elaborados de la inspección son enviados tanto al Ministerio del Trabajo como al Ministerio Público.

Son tres oficiales de Policía (criminólogos, ingeniero industrial y bióloga), así como dos perfiladores de criminales, dos médicos clínicos, un analista, dos epidemiólogos, un microbiólogo, un ingeniero químico, un ingeniero industrial y dos investigadores los que conforman el equipo de 15 personas que se desplaza para la verificación de que se cumplan las normas de bioseguridad.

“Se hacen las supervisiones, donde se revisan los procesos de sanitización o protocolos de seguridad, se realizará la inspección y se entregarán informes de las visitas. Hay coordinación con la Secretaría de Salud”, explicó Rommel Martínez, director de la DPI.

xo-negocios2-200520.1(800x600)
Unidad de la DPI vigila que cumplan.
La Prensa