Muere hondureña en España a quien médicos luchaban por salvarla del coronavirus

Erika Mejía llevaba la vida de muchos inmigrantes hondureños en España.

Foto referencial de médicos en España. AFP
Foto referencial de médicos en España. AFP

Castilla, España

La hondureña Erika Mejía (37) perdió la batalla contra el coronavirus en la unidad de cuidados intensivos de un hospital de Madrid, España, donde hicieron todo lo posible por salvarla.

La mujer originaria de Omoa, Cortés, había llegado a España hace dos años para sacar adelante a sus tres hijas en Honduras.

Había ingresado al hospital en abril, pero no volvió a ver la luz del día, permaneció en la unidad de cuidados intensivos intubada, conectada a un respirador artificial por semanas y semiinconsciente.

Los médicos hacían lo posible por salvarle la vida y que no se sumara a las terribles estadísticas de fallecidos por el mortal virus.

En España había encontrado empleo como cuidadora de una señora mayor en la ciudad de Guadalajara, Castilla. Al poco tiempo la anciana murió y fue acogida por la hija de su antigua empleadora quien le ofreció trabajo en actividades domésticas.

Erika Mejía llevaba la vida de muchos inmigrantes hondureños en España

La Prensa