Se elevan a seis los muertos por Covid 19 en Florida

Florida tiene un millar de casos sospechosos y 173 confirmados por coronavirus.

Florida comenzó a realizar pruebas ambulatorias a cientos de personas para frenar la propagación del letal virus./AFP.
Florida comenzó a realizar pruebas ambulatorias a cientos de personas para frenar la propagación del letal virus./AFP. /

Florida, Estados Unidos.

Marcado por una jornada de elecciones primarias poco concurrida, este martes el estado de Florida sumó una una nueva víctima mortal a su lista como consecuencia del nuevo coronavirus, según detalló el gobernador Ron DeSantis en una conferencia de prensa desde el capitolio estatal, en Tallahasee.

Se trata de un hombre de 77 años que tenía problemas médicos subyacentes significativos, confirmó DeSantis esta mañana al proporcionar la información más reciente sobre la pandemia de COVID-19.



DeSantis confirmó que la más reciente muerte, que un equipo del Departamento de Salud de Florida investiga, está relacionada con el coronavirus y tuvo lugar en una instalación pública y asistida del condado de Broward.

Las últimas cifras oficiales indican que en Florida se han registrado 173 casos de la enfermedad, seis de ellos mortales, y se han efectuado pruebas a casi 2,004 personas, de las cuales más de 940 han dado negativo y las otras están pendientes de resultados.

Playas abarrotadas por Spring Break

DeSantis recomendó que todas las universidades de Florida se valgan de clases por internet durante el resto de las vacaciones de primavera ("spring break"), con la esperanza de que los estudiantes regresen a sus hogares y no se congreguen.



Con respecto a los restaurantes, el gobernador continuó la recomendación de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades federales (CDC), para que todos los establecimientos solo operen al 50 % de su capacidad y utilicen el distanciamiento social con los clientes que atienden.

Ciudades muy turísticas como Miami Beach y Fort Lauderdale (esta última unos 50 kilómetros al norte de Miami) comenzaron desde este lunes un toque de queda en sus comercios, que obliga a cerrarlos a las 10 de la noche, además de que varias playas públicas también han cerrado.

Vea: China acusa a militares de EEUU de haber llevado el coronavirus a Wuhan

Por su parte, la Ciudad de Miami ordenó este martes que todos los establecimientos de entretenimiento y negocios no esenciales cierren hasta nuevo aviso debido al aumento de los casos de transmisión comunitaria en Florida, según un comunicado de prensa.

Esta orden entra en vigencia a las 23:59 hora local de hoy, y se aplica a todos los establecimientos de servicio de alcohol que no sirven comida, incluidos bares, discotecas y salones. EFE

La Prensa