Hondureño que estudiaba en China regresa a San Pedro Sula para prevenir coronavirus

El joven de 23 años, viajó en la aerolínea AeroMéxico, via Japón; en ambos países le hicieron el abordaje como lo establece los protocolos epidemiológicos internacionales.

Kevin Lennín Sandoval a su arribo a San Pedro Sula. /

San Pedro Sula, Honduras.

El sampedrano Kevin Lennín Sandoval Banegas (de 22 años) quien estudia en China, economía y comercio internacional, arribó la mañana de este martes al aeropuerto Ramón Villeda Morales de San Pedro Sula, al norte de Honduras.

El joven de 22 años, viajó en la aerolínea AeroMéxico, via Japón; en ambos países le hicieron el abordaje como lo establece los protocolos epidemiológicos internacionales.

LEA: OMS califica de "grave amenaza mundial" coronavirus y le cambia el nombre

Kevin Sandoval viajó durante tres días y al salir dijo a periodistas que fue el primero en bajarse del avión e inmediatamente fue aislado por el personal de la Oficina Sanitaria Internacional (OSI) para hacerle el llenado de la ficha y realizarle toma de temperatura.

"El edificio de estudiantes donde estuve permaneció cerrado y no había entrada ni salida para nadie y llegaban médicos a revisarnos a diario", expresó.

coronavirus-hondureno-estudiante-aeropuerto2(800x600)
Familiares recibieron al joven Lennín Sandoval en el aeropuerto de San Pedro Sula.

Aclaró que no està enfermo y que no presenta ningún síntoma del coronavirus, pero por recomendaciones de los médicos que lo recibieron en el aeropuerto no saldrá de su vivienda y estará en vigilancia por las autoridades sanitarias durante 14 días.

Pánico

Sandoval contó a LA PRENSA desde China el pánico que se vive en aquel país por la enfermedad que ya acabó con más de 1,000 personas.

"Antes de detectarse los casos, el ritmo de vida aquí en China era normal, lo que sucede es que esos casos comenzaron a registrarse en pleno Año Nuevo Chino, había mucha gente viajando de ciudad en ciudad, los supermercados y restaurantes estaban abiertos", agregó.

"Ahora el ritmo de vida es complicado, no hay puestos de comida abiertos, prácticamente no podemos salir de nuestros hogares, incluso el edificio de estudiantes donde vivimos está cerrado, está en cuarentena, nadie sale ni entra", expresó el sampedrano.

Lenin estuvo durante un año y cuatro meses estudiando en dicho país.

La Prensa