Más noticias

Proyecto de presupuesto hondureño incluye más gasto en defensa, según informe  

El documento del Icefi, presentado en Tegucigalpa por el economista senior de la entidad Ricardo Castaneda, destaca "el aumento del 39,6 % en inversión para equipo militar y de seguridad".

El Congreso Nacional será quien de por oficial la aprobación del presupuesto del 2020 en Honduras.
El Congreso Nacional será quien de por oficial la aprobación del presupuesto del 2020 en Honduras.

Tegucigalpa, Honduras.

El proyecto de presupuesto de Honduras para 2020, que asciende a 11,296 millones de dólares (unos 284,998 millones de lempiras), contempla una caída del 1,5 % de la carga tributaria e incluye más gasto para defensa y seguridad que en años previos, alertó este martes un informe del Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (Icefi).

El documento del Icefi, presentado en Tegucigalpa por el economista senior de la entidad Ricardo Castaneda, destaca "el aumento del 39,6 % en inversión para equipo militar y de seguridad".

"Esto confirma que el plan de ajuste, con el propósito de reducir el tamaño del déficit público, se hará principalmente afectando rubros de gasto social y en algunos gastos de capital", señala el informe.

Castaneda dijo que el presupuesto debe "dar respuesta a los principales desafíos" que enfrenta la sociedad hondureña.

LEA: Abren segunda frecuencia de vuelos entre España y Honduras

Sin embargo, señaló en el país centroamericano “encontramos que hay 900.000 niños, niñas y adolescentes fuera de las escuelas" y que "el 15 % de la población no tiene acceso a la salud".

"Cuando uno observa la inversión pública, particularmente el gasto de capital, encuentra que se está reduciendo las partidas para la compra de maquinaria y equipos, bienes capitalizables, se está incrementando el tema de compra de (equipo) para Defensa y Seguridad", enfatizó Castaneda.


Espacios de opacidad


Esto revela "cuáles son las prioridades del proyecto de presupuesto", subrayó el economista del Icefi, quien dijo que en los últimos años Honduras ha reducido su déficit fiscal y ha logrado "una aparente mejora en las cuentas macrofiscales pero está siendo a costa del bienestar de la población".

Aseguró que el proyecto, propuesto en septiembre pasado, tiene "espacios de opacidad" en cuanto a los ingresos tributarios, pues las autoridades contemplan una caída del 1,5 %, al pasar de 18 % en 2019 al 16,5 % en 2020.

"No hay elementos técnicos que justifiquen esa caída de los ingresos tributarios", señaló Castaneda, quien señaló que el proyecto también tiene "espacios de opacidad" en cuanto a los recursos que se ejecutan a través de fideicomisos.

ADEMÁS: Nuevo Código Penal entrará vigencia en mayo

El proyecto de presupuesto nacional de Honduras para 2020 es de 282.405 millones de lempiras (11.296 millones de dólares), un 7,9 % más al aprobado en 2019 cuando fue de 261.643 millones de lempiras (10.465 millones de dólares al cambio actual).


Reducción de gastos

El organismo regional indicó que el proyecto de presupuesto incluye una reducción del 7.4 % de los recursos de la Secretaría de Educación, al pasar del 4,85 % este año al 4.49% en 2020, mientras que el gasto del Ministerio de Salud baja 0,8 % (de 2,39 % en 2019 a 2,37 % el próximo año).

Sin embargo, la institución estatal que "sufre más recortes" es la Secretaría de Infraestructura y Servicios Públicos, pues en 2019 se le asignó el 0,82% del producto interno bruto (PIB) y para 2020 se establece un 0,40 %, según el informe.

El economista del Icefi, con sede en Guatemala, dijo que la deuda pública es "la partida presupuestaria más grande", pues representa el 27,4 % del proyecto de presupuesto 2020.

Por ello, el organismo centroamericano pide al Gobierno de Honduras mejorar la asignación de recursos en los sectores de educación y salud, establecer normas de transparencia y participación ciudadana y hacer un ajuste de los ingresos tributarios.


Blindar recursos


El estudio del Icefi sugiere además que la discusión del proyecto de presupuesto en el Parlamento, que tiene hasta diciembre para aprobarlo, se haga desde un enfoque de derechos humanos y establezca disposiciones que permitan "blindar las asignaciones presupuestarias en áreas claves como salud y educación".

Además, propone que la Secretaría de Finanzas defina "estrategias y metas claras" para reducir la evasión y elusión de impuestos y realice un plan orientado a aumentar la productividad tributaria.

También sugiere evaluar "la eficiencia y efectividad" del gasto tributario, que para 2020 seguirá representando el 7 % del PIB, y pide a los poderes Ejecutivo y Legislativo "abstenerse de promover iniciativas de ley que contengan exenciones, exoneraciones e incentivos fiscales sin estudios técnicos que demuestren que los beneficios son más altos que sus costos".