Más noticias

Agente de la DEA admite que no halló mensajes entre Tony Hernández y El Rojo

En los primeros días del juicio, el juez, el jurado y el público escucharon testimonios demoledores de los capos Alexánder Ardón, alias Chande, y Víctor Hugo Díaz Morales, alias el Rojo.

Sandalio González respondió con “no sé” al ser interrogado si esa agencia ha decomisado droga con el sello TH. El policía Giovani Rodríguez, testigo de la Fiscalía, aseguró que traficó droga para Tony Hernández, pero nunca lo conoció.
Sandalio González respondió con “no sé” al ser interrogado si esa agencia ha decomisado droga con el sello TH. El policía Giovani Rodríguez, testigo de la Fiscalía, aseguró que traficó droga para Tony Hernández, pero nunca lo conoció.

Nueva York.

Juan Antonio (Tony) Hernández, crucificado en días pasados por las acusaciones de tráfico de cocaína a gran escala según los narcotestigos Chande y El Rojo, tomó un respiro ayer en la Corte de Nueva York porque su abogado puso en aprietos a Sandalio González, un agente especial de la DEA que ayer llegó a declarar en su contra.

En los primeros días del juicio, el juez, el jurado y el público escucharon testimonios demoledores de los capos Alexánder Ardón, alias Chande, y Víctor Hugo Díaz Morales, alias el Rojo, quienes aseguraron que Tony, además de recibir dinero de narcos para las campañas políticas de su hermano, el presidente Juan Orlando Hernández, traficó miles de toneladas de cocaína.

Pero ayer, durante el interrogatorio, Omar Malone, abogado defensor de Tony, logró que el agente González le diera las respuestas que él esperaba a las preguntas que formuló para crear una duda razonable en el juez y en el jurado

“¿Algún agente de la DEA ha incautado algún kilo de cocaína con el sello TH?”, preguntó Malone. “No sé”, respondió González. “Eran las huellas digitales de Tony en cualquier kilo de cocaína? ¿En un kilogramo de algo? ¿En cualquier cosa?”, preguntó el abogado. “No señor”, contestó.

González reconoció ayer en la corte que él no revisó el registro de llamadas de los teléfonos de Tony para establecer si mantenía comunicación con narcotraficantes. Aceptó que tampoco encontró mensajes de texto que vincularan al acusado con capos.

pruebas. Según la Fiscalía federal del distrito sur de Nueva York, estos dos fusiles automáticos y una bazuca forman parte del arsernal que le decomisaron al exdiputado Juan Antonio Hernández. fotos: efe

“En el teléfono que atendiste cuando arrestaste a mi cliente, ¿encontraste algún mensaje de texto o WhatsAps con El Rojo?”, preguntó Malone. “No”, respondió el agente (...).

La defensa también cuestionó al agente sobre la investigación de los metadatos de las fotos que la Fiscalía ha presentado como prueba, entre ellas, la del kilo de supuesta cocaína rotulada con las letras TH enviada entre narcotraficantes.

En la jornada de ayer, según un tweet de Emily Palmer, periodista The New York Times que cubre el juicio, “Tony Hernández parecía disfrutarlo, volviéndose y sonriéndole a su abogado” cuando le cuestionaba al agente de la DEA sobre la no verificación de “los registros de llamadas de su cliente”.

La defensa solicitó ante el juez que la Fiscalía presente de forma completa el video realizado por agentes de la DEA a Tony el día que lo capturaron (el 23 de noviembre de 2018 en Miami), pues, según Malone, ese material demuestra que lo interrogaron sin darle la oportunidad de contar con un abogado.

En el video, mostrado parcialmente el martes por la Fiscalía, Tony acepta haber recibido dos pistolas de regalo de El Rojo.

Relata que Carlos Mauricio Toledo era su mejor amigo y que sabía que éste trabajaba con El Rojo, también con Héctor Emilio Fernández Rosa, alias Don H, a quien conoció a través del diputado nacionalista Juan Carlos Valenzuela.

El juicio se reanudó ayer con una baja en el jurado. Una de las 16 personas tuvo que dejar el equipo a raíz de irregularidades observadas dentro y fuera de la sala. Sin embargo, ocupó su lugar uno de los 6 suplentes.

En la sesión del día anterior, el juez advirtió que alguien había tomado una foto de una de las personas del jurado a la salida de los tribunales y dijo que investigarían lo sucedido.

Periodistas que cubren el juicio han manifestado que el martes, después del almuerzo, entraron a la sala cuatro hombres, probablemente de nacionalidad mexicana, y causaron intimidación por su apariencia.

Cuando quedaba poco tiempo para finalizar la jornada de ayer, la Fiscalía federal sentó como testigo a un expolicía corrupto, quien aseguró haber trabajado para el acusado, a quien proveía información y protegía cargamentos de cocaína.

Sin embargo, Giovani Rodríguez, quien ingresó a la Policía Nacional de Hondura en 1991, declaró tanto a la fiscalía como a la defensa que nunca conoció a Hernández en persona.

Explicó que trabajó para Hernández entre el 2011 y el 2012 y que su contacto era el también policía Mauricio Hernández Pineda, primo del acusado.

Tony cuando era interrogado por Sandalio González el día de su captura.

Rodríguez, que hace tres años está en la Metropolitan Correctional Center en Manhattan tras entregarse a las autoridades de Estados Unidos en 2016, indicó que trabajó para varios narcos, entre ellos, Tony y El Rojo.

“Mauricio me dijo que trabajaba para El Rojo y que eran protegidos por Tony”, expresó Rodríguez, quien conoció a Mauricio cuando estaban en la academia de la Policía Nacional. Ambos comenzaron a trabajar como agentes en 1991.

Relató que en 2009 lo capturaron en Honduras tras haber robado 143 kilos de coca. Un juez lo condenó, pero le anularon la sentencia después de unos 20 meses en prisión.

“Le pagué a un juez” para salir de prisión, dijo. Tras lo cual volvió “inmediatamente” a trabajar para el narcotráfico.

Narcopolicía Giovani Rodríguez dice que trabajo para Tony

Giovani Rodríguez, un testigo de menor peso que El Rojo y Chander, compareció ayer en la Corte. La Fiscalía y la defensa lo sometieron a interrogatorio.

AUSA (Fiscalía): ¿Dónde vives?
Rodríguez: El CCM (prisión al lado este de esta Corte)
AUSA: ¿Cuánto tiempo llevas allí?
Rodríguez: Tres años.
AUSA: ¿De dónde vienes?
Rodríguez: Honduras.
AUSA: ¿Cómo ganabas dinero en Honduras?
Rodríguez: Estaba en la Policía Nacional. Y traficaba drogas.
AUSA: ¿Reconoces al individuo en esta foto?
Rodríguez: Mauricio Hernández.
AUSA: Cuando proporcionó seguridad para los envíos de drogas, ¿cómo iba armado?
Rodríguez: con pistolas de 9 mm y rifles AR-15.
AUSA: ¿Le presentaron cargos en los Estados Unidos por drogas?
AUSA: ¿te entregaste y aceptaste cooperar?
Rodríguez: Si.
AUSA: ¿De qué te declaraste culpable?
Rodríguez: Conspiración de drogas y ametralladoras.
Rodríguez: Mauricio Hernández me contactó alrededor de 2010 para ayudarme con el tráfico de cocaína.
AUSA: ¿Para quién dijo que estaba trabajando?
Rodríguez: Para Chande y para Tony Hernández.
Rodríguez: Me dijo que Tony Hernández estaba canalizando dinero para la campaña de Juan Orlando Hernández.
AUSA: ¿Le ofrecieron algo?
Rodriguez: Protección.
AUSA: ¿Alguna vez viste dinero en la casa del acusado?
Rodriguez: Si. En un armario
AUSA: ¿Qué tipo de moneda?
Rodríguez: Billetes de veinte dólares estadounidenses.
AUSA: ¿Qué es lo que entiendes que obtendrás por tu testimonio?
Rodriguez: Una carta de 5K.1.
AUSA: ¿Qué diría la carta 5K.1?
Rodriguez: Mi bien y mi mal.

A continuación, el abogado de la defensa, Omar Malone, interroga al testigo.
Omar Malone: Entonces, en la casa donde viste el dinero en Tegucigalpa, solo escuchaste que pertenecía a Juan Antonio Hernández, ¿no es así?
Rodríguez: Sí, lo vi (y) lo dije.
Malone: ¿Hiciste una verificación de propiedad?
Rodríguez: No
Malone: Usted indicó que vio algo de dinero en un armario en una habitación. ¿Sabes cuántas habitaciones tenía esa casa?
Rodríguez: Tres.
Malone: ¿Recuerdas en qué habitación estaba?
Rodríguez: No.
Malone: ¿Y tú también eras abogado?
Rodriguez: Si.
Malone: Como abogado en Honduras entiendes cómo funciona el sistema legal allí, ¿verdad?
Rodriguez: Si.
Malone: ¿Sabías que otros habían sido extraditados?
Rodríguez: Si.
Malone: Como oficial de la Policía Nacional de Honduras, ¿alguna vez investigó los registros telefónicos de alguien?
Rodríguez: No, no trabajé en esas áreas.

Defensa de Tony interroga al agente especial de la DEA

Omar Malone, abogado defensor de Tony, interrogó ayer al agente especial de la DEA, Sandalio González. Este investigador compareció también en el juicio incoado por narcotráfico contra los sobrinos del presidente de Venzuela, Nicolás Maduro.

Parte del interrogatorio:

- Abogado Defensa: Agente González, coloqué frente a usted una bolsa. ¿Usted la firmó?
- Agente: El agente especial Fairbanks y el agente Bush.
- Abogado Defensa: ¿Es esta la bolsa de cosas que le quitaron a Tony Hernández cuando lo arrestaron?
- Agente: Eso parece.
- Abogado Defensa: Aquí está su gorra. Y el permiso de armas que estaba en su billetera, ¿cierto?
El agente lee una tarjeta en español: Membresía del Colegio de Abogados de Honduras, autorizando al poseedor a practicar la ley en cualquier parte de la República.
- Fiscal: No hay objeción para que lo traduzca al inglés.
- Abogado Defensa: ¿Usted o alguien más revisó las llamadas entrantes y salientes de este recibo telefónico?
- Juez Castel: Puede preguntarle si él lo revisó o sí sabe si alguien de la DEA lo revisó, de otra manera daré lugar a la objeción por la formulación de la pregunta.
- Abogado Defensa: Usted dice que habla español. ¿Sabe lo qué significa esto en el recibo: Devolución ISBTC?
- Agente: No sé lo que eso significa.
- Abogado Defensa: En el celular que usted incautó cuando arrestó a mi cliente, ¿encontró algún mensaje de WhatsApp con el Rojo?
- Agente: No.
- Abogado Defensa: ¿Con Ardón o los Valle Valle? ¿Alguien?
- Agente: Estaba el Sr. Cálix.
- Abogado Defensa: ¿Pero el Sr. Cálix fue el que testificó?
- Agente: No.
- Abogado Defensa: ¿Su reporte dice que en el celular del acusado habían comunicaciones con el narcotraficante Mario Cálix?
- Agente: No recuerdo.
- Abogado Defensa: ¿Ver su informe le refrescaría sus recuerdos?
-Abogado Defensa: ¿Algún agente de la DEA ha incautado algún kilo de cocaína con el sello TH?
-Agente: No sé.
-Abogado Defensa: Estaban las huellas de Tony Hernández en algún kilo de cocaína? En cualquier cosa?
-Agente: No, señor.
-Abogado Defensa: entonces, ¿alguien en la DEA puso a Tony Hernández en este video hablando con estas personas?
-Agente: No sé.
-Abogado Defensa: Y estas fotos, son fichas policiales después del arresto? O antes de que fuera arrestado, cuando estaban viviendo lo que sea que usted llama su vida normal?
-Agente: No sé.
-Abogado Defensa: Los helicópteros... Tiene alguna evidencia contundente de que pertenecían a Tony Hernández?
-Agente: No se a qué se refiere.
-Abogado Defensa: Tiene algunos recibos de venta?
La fiscalía busca en sus carpetas.
-Abogado Defensa: ¿Tiene alguna patente o lista de pasajeros? Los traficantes de drogas no siempre cumplen con las leyes. Aparte de eso, ¿hay algún manifiesto aéreo en alguna parte que señale a Tony Hernández?
-Agente: Creo que sí. No recuerdo el año.
-Abogado Defensa: ¿Dónde estarían esos documentos?
-Agente: Tendría que contactar a los agentes en otra investigación. Creo que lo vi.
-Abogado Defensa: ¿Sabe sobre qué era el vuelo?
-Agente: No lo sé.
-Abogado Defensa: ¿Sabía usted que la República de Honduras emite licencias para poseer armas automáticas como las M-16s y M-15s?
-Agente: No lo sabía.
-Abogado Defensa: ¿Las armas automáticas son legales aquí en los Estados Unidos?
-Agente: Creo que sí.
-Abogado Defensa: Y su equipaje, cuando lo registraron, ¿había drogas allí? ¿Alguna libreta contable de drogas?
-Agente: No.
-Abogado Defensa: Ahora, había ropa interior. ¿Usted vio recibos de prendas de Under Armor?
-Agente: No vi ninguno.