Más noticias

Honduras va "por el camino equivocado" con tanta violencia, dice cardenal

Rodríguez abogó porque los hondureños abran su corazón a Dios y no den espacio a ideologías que quieren "el poder para servirse, no para el bien común".

Óscar Andrés Rodríguez, cardenal hondureño.
Óscar Andrés Rodríguez, cardenal hondureño.

Tegucigalpa.

El cardenal hondureño Óscar Andrés Rodríguez dijo este domingo que con tanta violencia y odio que está viviendo su país, este va "por el camino equivocado".

"Vamos por el camino equivocado que solo nos llevará a mayor sufrimiento, violencia y muerte", enfatizó Rodríguez en una misa oficiada en la catedral de Tegucigalpa.

El religioso cuestionó que en el país diversos sectores hablen de "diálogo" para resolver una crisis social y política -que viene desde hace diez años-, pero que ese diálogo no se puede dar "donde hay obcecación" y "corazones llenos de odio".

Añadió que el odio y la violencia deben estar "fuera" de los hondureños.

Rodríguez abogó porque los hondureños abran su corazón a Dios y no den espacio a ideologías que quieren "el poder para servirse, no para el bien común".

Lea: Presidente de Honduras en marcha: "seguiremos por el camino bueno"

Los hondureños "queremos vivir en paz, respetándonos mutuamente", recalcó el también arzobispo de Tegucigalpa.

En su opinión, Honduras debe progresar por los caminos de la justicia social, sin odio y sin violencia.

Honduras ha vivido una agitada ola de violencia entre mayo y lo que va de junio, marcada por múltiples daños a la propiedad pública y privada, en paralelo a protestas a nivel nacional de maestros y médicos exigiendo la derogación de dos decretos asociados a los sistemas de educación y salud que el Parlamento hondureño aprobó en abril.

Los maestros y médicos han continuado con las protestas, pese a que la semana pasada el Gobierno derogó los dos polémicos decretos y convocó a un diálogo, al que no han acudido los docentes y galenos, que condicionan su participación en la mesa a otras demandas orientadas a mejorar los deficientes sistemas de salud y educación.

Lea también: Empresarios hondureños exigen parar graves daños a la economía

Según el Gobierno, las protestas de los maestros y médicos han sido politizadas por sectores como el Partido Libertad y Refundación (Libre), cuyo coordinador general es el expresidente hondureño Manuel Zelaya, quien fue derrocado en junio de 2009, cuando promovía reformas constitucionales, desoyendo impedimentos legales.

Zelaya ha venido promoviendo este año la movilización de "comandos insurreccionales" a nivel nacional para "sacar del poder" al presidente del país, Juan Orlando Hernández, a quien acusa de haberse reelegido en noviembre de 2017 mediante un "fraude" y de haber "usurpado el poder".

La presidenta del Colegio Médico de Honduras, Suyapa Figueroa, y miembro de una plataforma sobre la educación y salud, dijo la semana pasada que el diálogo debe contar con un mediador internacional, lo que al parecer estaría dispuesto a aceptar el Gobierno, según fuentes oficiales.