Más noticias

Garífunas urgen de acceso a salud, educación y recuperación de tierras

Hoy se cumplen 222 años de la llegada del pueblo garinagu a Honduras. El Gobierno declaró ayer el Ballet Folklórico Garífuna como Patrimonio Cultural Inmaterial.

La comunidad garífuna es parte invaluable del presente y la historia de Honduras. Hoy se conmemoran 222 años de su llegada el país, y se desarrollarán varios actos conmemorativos en varias partes del territorio hondureño.
La comunidad garífuna es parte invaluable del presente y la historia de Honduras. Hoy se conmemoran 222 años de su llegada el país, y se desarrollarán varios actos conmemorativos en varias partes del territorio hondureño.

San Pedro Sula, Honduras.

Era 12 de abril de 1797 cuando los primeros garífunas llegaron a Honduras, y desde entonces se han convertido en parte fundamental de la historia, cultura y presente del país; aunque la comunidad dice que aún hay muchas metas que alcanzar.

No es una celebración, es una conmemoración, pues fue una época de genocidio y expulsión cuando llegamos a Honduras. Hoy, aún hay desplazamiento de nuestras comunidades. No respetan las tierras ancestrales”, manifestó Luther Castillo, miembro de la Organización Fraternal Negra de Honduras (Ofraneh) y presidente de la Fundación por la Salud de Nuestros Pueblos.

Arribo
El 12 de abril de 1797, la comunidad garífuna llegó de la isla de San Vicente a Punta Gorda, en Roatán, Islas de la Bahía.

Hoy se cumplen 222 años de la llegada de los garífunas a Honduras, pero debido a la falta de oportunidades, organizaciones gariganu revelan que miles han emigrado del país, al grado que en Estados Unidos viven más de 100,000 garífunas hondureños, y varias comunidades dependen de las remesas.

Este mes se habla de cultura, danza y otros elementos, pero la realidad es que nuestros pueblos están siendo orillados a desaparecer del país”.

CP Garifuna 120419 (3).1(800x600)
Los problemas de infraestructura, acceso a la salud, educación y fuentes de empleo son las mayores necesidades de estas comunidades.

Castillo también dijo que desde jóvenes los garífunas están comenzando a unirse a luchar por la recuperación de sus territorios ancestrales.

Las comunidades garífunas viven prácticamente sin acceso a la salud y con el mínimo acceso educativo. A veces no se cuenta ni con los servicios básicos”.

El líder garífuna habló sobre las metas de la comunidad hondureña.

“Nuestro reto es revertir estas situaciones, mejorar las condiciones de vida. No queremos más maquillaje, y eventos, queremos respuestas reales y soluciones y justicia para nuestros pueblos”, afirmó.

Representatividad. Luis Green, asesor de la Secretaría de Desarrollo e Inclusión Social (Sedis), consideró que a pesar de las dificultades se han logrado avances.

LEA: Copán Ruinas, un lugar de cultura, diversión e historia

“En la parte política hemos tenido apertura. Ahora hay 11 representantes afrodescendientes en el Congreso, entre suplentes y titulares”, mencionó.

CP Garifuna 120419 (6).1(800x600)
En la imagen, tres niños garífunas.

Green resaltó que este Gobierno esté tratando de promover comunidades garífunas como destinos turísticos, y que haya iniciado proyectos como el de electrificación del municipio de Iriona, Colón, que ya está licitado.

Pero Green también enfatizó en el problema de las tierras.

“Exigimos el desalojo de invasores de oficio que han llegado a nuestras tierras ancestrales. Exigimos al Instituto Nacional Agrario (INA) que mida las tierras, las sanee y entregue nueva documentación con base en la realidad que vivimos. Por ley, esas tierras no se pueden desmembrar ni vender”.

Agregó: “Necesitamos infraestructura, salud y educación”.

Cultura. Ayer, el presidente hondureño Juan Orlando Hernández oficializó el reconocimiento al Ballet Folclórico Nacional Garífuna como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Nación.

“Queremos enfocarnos en crear oportunidades. Creo que tienen mucho que aportar al país”, dijo el Presidente.