Más noticias

Recogen más de 400 libras de plástico en playas de Honduras

La organización hondureña Tela Divers & Sea Life Conservation limpia playas del país y varios voluntarios se han unido a la actividad.

VER MÁS FOTOS
Miembros de Tela Divers & Sea Life Conservation y voluntarios recogen plástico en las playas.
Miembros de Tela Divers & Sea Life Conservation y voluntarios recogen plástico en las playas.

San Pedro Sula, Honduras.

La “ola ecológica” que fomenta limpiar las playas y que ha traído tan buenos resultados en otros países ha llegado a Honduras, pues los miembros de una organización junto con varios voluntarios han comenzado a recoger desechos de plástico en las playas para librarlas de contaminación.

Preocupados por los efectos negativos de la basura de plástico en el medio ambiente, los miembros de la organización hondureña Tela Divers & Sea Life Conservation llevan a cabo esta iniciativa a la que cada vez se suman más personas.

Solo en la última actividad de recolección, los miembros de la organización y voluntarios llenaron más de 15 bolsas grandes de desechos de plástico que estaban tirados en las playas de Tela.

En total, en las actividades realizadas ya han recogido más de 400 libras de plástico de la playa.

LEA: Roatán prohíbe el uso de bolsas y pajillas plásticas

EJEMPLAR

Varias libras de basura son recogidas por voluntarios

Los miembros de Tela Divers & Sea Life Conservation y varios voluntarios recogen plástico en las playas del municipio y han inspirado a que en otras zonas del país ya se estén organizando grupos dispuestos a emular estas acciones para la preservación del medio ambiente.

“En nuestras actividades lo que más recogemos son pañales desechables, botellas de todo tipo, jeringas con aguja (que es muy peligroso), zapatos, chancletas, redes de pescar (que pueden matar animales), recipientes de plástico y hasta piezas grandes como bases de ventilador”, manifestó Mario Motiño, miembro fundador y presidente de la junta directiva de Tela Divers & Sea Life Conservation.

Contaminación.

Según la Organización de las Naciones Unidas (ONU), aproximadamente cada año en el mundo se consumen 5 billones de bolsas de plástico, lo que supone casi 10 millones de bolsas de plástico cada minuto.

Motiño consideró que “es exagerado cómo la gente tira basura en la playa sin pensar en el daño que hace”.

CP DossierECO 120119 (11)(800x600)
Un voluntario ayuda a recoger la basura de una playa.

Ver el ejemplo de lo que se ha hecho y logrado en otros países ha sido una guía a seguir sin recibir ningún pago ni nada a cambio.

Motivados solo por el amor a la naturaleza y con el propósito de inspirar a otros a hacer lo mismo o más importante aún... a no tirar basura ni contaminar las playas del país, los miembros de la organización Tela Divers & Sea Life Conservation afirman que este solo es el comienzo de un movimiento que puede crecer mucho y traer grandes resultados.

LEA: Honduras: Nueva máquina lucha contra "isla de basura" en Roatán

Desperdicios
Alrededor de 13 millones de residuos de plástico son lanzados al océano cada año, según informes de la ONU.

Crecimiento.

En la primera actividad de limpieza participaron solo los seis miembros de la organización, en la segunda, en diciembre, la cifra se triplicó a 18 personas y para la tercera recolección de plástico se espera a más de 60 voluntarios.

De inmediato, la iniciativa se hizo viral en las redes sociales y fue compartida y ya en otros municipios se han animado a emular la acción.

CP DossierECO 120119Nd(800x600)
A nivel mundial, más de 60 países han introducido sanciones, prohibiciones o medidas restrictivas contra el plástico.

Según el miembro de Tela Divers & Sea Life Conservation, en otras zonas del país ya han sido contactados de varias zonas del país.

“De Puerto Cortés, Trujillo y Choluteca hay gente que nos ha contactado para ayudar y otros para hacer lo mismo en sus municipios”, relató.

Añadió que “en Puerto Cortés el problema es más grande por el problema del río Motagua. Quieren hacer lo mismo que hemos hecho en Tela. Incluso nos invitan a ir ahí para que tal vez gente se anime a ayudar a limpiar las playas de Puerto Cortés. También para organizar un grupo de personas con amor a la naturaleza”.

Motiño señaló que “lo hacemos para llevar un mensaje a la población, que disminuya el uso de los productos de plástico de un solo uso como vasos, platos, bolsas porque la gente no la tira a la basura, sino que la bota en cualquier parte”.

CP DossierECO 120119 (2)(800x600)
Una niña sonríe en las labores de limpieza en una playa hondureña.

Reflexión.

Los desechos de plástico son uno de los mayores problemas ecológicos en las playas hondureñas, que afectan negativamente de varias maneras los ecosistemas.

Agregó: “El problema más grande es la gente, porque no hay una educación de buscar un basurero, sino que tiran los desechos en la playa y por último esa contaminación termina en el mar, que es donde causa el daño mayor”.

Los miembros de la organización contaron que en redes sociales la iniciativa ha tenido comentarios positivos de todas partes del país.

“Eso nos anima a seguir adelante con esta obra, porque vemos que sí hay gente que quiere unirse a este trabajo voluntario”, indican.

Los trabajos de recolección de desechos comenzaron en un área de la playa teleña donde el mar saca de forma natural la basura que flota en el agua.

La organización nació originalmente con el propósito de reunir a buzos de la región, pero según los miembros de Tela Divers & Sea Life Conservation, fue justamente cuando comenzaron a bucear y ver las maravillas marinas de Honduras que se propusieron la meta de hacer algo para preservarlas y así nació la idea de comenzar a recoger los desechos de plástico de las playas.

“Al ver los arrecifes, a uno le da por estudiar y así entendimos cuánto daño causa la basura. Es como que nace un amor por la naturaleza y vimos que el plástico es de lo que más daña el ecosistema”, dijo.

Nueva actividad.

La organización reveló que la nueva actividad de recolección de desechos será en honor a la ballena Gran Berta (Big Bertha), la cual causó sensación por su belleza el año pasado en Honduras, pero a inicios de este año fue hallada muerta. “Dentro de los restos de la ballena hallaron microplástico, pero es una prueba de como afecta esto a los animales y al ecosistema en general”, indicó la organización.

Incontables investigaciones científicas han demostrado las diferentes formas en que el plástico daña los ecosistemas y perjudica la vida en los océanos.

En 2017, durante la “Conferencia de los Océanos” en la sede de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), se señaló que era urgente reducir los desechos y el uso de plásticos para detener la contaminación en los océanos, proteger la salud pública y evitar, entre otras cosas, que para 2050 haya más plásticos que peces en el mar. En esta conferencia se hizo un llamado para revertir el deterioro y la sobreexplotación de los fondos marinos en el planeta.

Quienes deseen sumarse a esta iniciativa pueden contactar a la organización en su página de Faceebok que es Tela Divers & Sea Life Conservation o llamando al número de celular 3390-5866.