Más noticias

Monitorean la tormenta tropical Isaac que cobra fuerza en el Caribe

En septiembre y octubre se intensifica la actividad ciclónica que ha afectado en otras temporadas a Honduras. Centro de Huracanes de Miami dice que Isaac se desplaza lento.

Fenómeno se enfila hacia las Antillas y región de Centroamérica.
Fenómeno se enfila hacia las Antillas y región de Centroamérica.

Miami.

La novena depresión en el Atlántico, formada el viernes, se convirtió ayer en la tormenta tropical Isaac y a su vez en el tercer ciclón con nomenclatura que se encuentra activo, informó el Centro Nacional de Huracanes (CNH) de EUA.

Ubicada en el este del Atlántico, a unos 2,640 kilómetros al este de las Islas Barlovento, el sistema no representa por ahora amenazas para zonas pobladas ni zonas costeras, si bien un patrón de movimiento la ubica cerca de las Antillas Menores la próxima semana.

Con un lento desplazamiento de siete kilómetros por hora, la tormenta presenta vientos máximos sostenidos de 65 kilómetros por hora y adquirirá potencia en los próximos días al punto de volverse un huracán el lunes, conforme al boletín vespertino del NHC.

Por estos días muy activa, de cumplirse los pronósticos a mediados de la próxima semana la cuenca atlántica albergará tres huracanes, uno de ellos Florence, de categoría mayor.

Florence fue el primer huracán de categoría mayor que se formó en la actual temporada, aunque luego se degradó y actualmente es una tormenta tropical, si bien los meteorólogos vaticinan que se convierta otra vez en un huracán de al menos categoría 3 en la escala Saffir-Simpson la próxima semana.

Los meteorólogos estadounidenses pronosticaron este 9 de agosto una temporada de huracanes en el Atlántico un 60% por debajo de lo normal.

El pronóstico de la Administración Nacional de Océanos y Atmósfera (NOAA) prevé cinco huracanes en la cuenca del Atlántico y solo uno de ellos de las categorías más destructivas.

Comienza vigilancia

Francisco Argeñal, jefe de Hidrometeorología del Centro de Estudios Atmosféricos, Oceanográficos y Sísmicos (Cenaos), de Copeco, informó que en septiembre y octubre es cuando se intensifica la temporada de huracanes en el Caribe.

Es también el período en el que se aumenta la vigilancia de estos fenómenos en el país, ya que es cuando más han afectado. De acuerdo con Argeñal, la tormenta tropical trae una trayectoria típica de septiembre.

“Algunos ciclones que en septiembre nos han afectado empezaron allí donde está Isaac y buscan una trayectoria parecida a la que trae él. Es muy temprano para saber si va a atravesar el Caribe o si va a llegar a Centroamérica”, precisó Argeñal.

Afirmó que en la actualidad se está en plena transición hacia el fenómeno El Niño.