Más noticias

Marlon Tábora dirigirá el gabinete económico

Roberto Ordóñez, exjefe de campaña de JOH, es el nuevo ministro de Soptravi

Luis Alberto Moreno, presidente del BID, ofreció respaldar el gobierno de Juan Orlando Hernández.
Luis Alberto Moreno, presidente del BID, ofreció respaldar el gobierno de Juan Orlando Hernández.

Tegucigalpa. El presidente electo de Honduras, Juan Orlando Hernández, designó ayer a Marlon Tábora como nuevo jefe del gabinete económico y titular del Banco Central del país, y a Roberto Ordóñez como ministro de Obras Públicas, Transporte y Vivienda (Soptravi).

Tábora, que se desempeñó como representante de Honduras ante el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), dijo que su “mayor prioridad” al frente del Banco Central será “controlar la inflación”, que para este año se prevé que sea del 6%.

Hernández también nombró a su coordinador de campaña electoral, Roberto Ordóñez, como titular de la cartera de Soptravi y responsable de todos los proyectos de infraestructura, con un “especial énfasis” en el sector energético.

“Esperamos que en los próximos días ya empecemos a tomar medidas que son vitales para la economía del país”, subrayó Hernández, quien asumirá el cargo el 27 de enero de 2014.

El anuncio de los nombramientos fue hecho por Hernández en una rueda de prensa después de una reunión privada en su residencia con el presidente del BID, el colombiano Luis Moreno, quien llegó ayer a Tegucigalpa.

Lobo también juramentó el jueves, de común acuerdo con Hernández, a los nuevos jefes del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, el general de División Fredy Santiago Díaz, y el de la Policía Nacional, el comisionado Ramón Antonio Sabillón.

BID ofrece respaldo

Las telerañas que enredan las finanzas del país podrían ser quitadas con el apoyo del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que mostró desde ya su apoyo al presidente electo, Juan Orlando Hernández. Ayer, el presidente del BID, Luis Alberto Moreno, se reunió con Hernández con quien dialogó de proyectos de futuro en temas de educación que podrían desarrollarse con fondos del BID.

“Desde afuera se percibe a Honduras como un país con baja tributación y las angustias y necesidades que tienen requieren de mayor tributación para poderle ayudar a los más pobres”, dijo Moreno durante su intervención.

“No hay salida mejor a los problemas de pobreza que por la vía de las mejoras en la calidad de Educación”, señaló.

Moreno indicó que durante el gobierno del presidente Porfirio Lobo Sosa, el BID aportó el 25% de la inversión pública, es decir, más de 800 millones de dólares en cuatro años sin necesidad de tener un acuerdo con el Fondo Monetario.

Por su parte, Juan Orlando Hernández aseguró que con los proyectos planteados con el BID en el tema educativo uno de los objetivos principales es reducir la brecha digital y darle acceso a esta tecnología a la gente humilde.

Pide ayuda al Congreso

Además se refirió a la necesidad de que el Congreso Nacional apruebe un presupuesto balanceado para cumplir con los tres ejes de su plan de gobierno: seguridad, empleos y vida mejor.

“Ayúdennos con un presupuesto balanceado, un presupuesto que quede claramente priorizado, el apoyo a los grupos de hondureños que son 835 mil familias que viven con menos de un dólar al día, ese es el mandato del pueblo hondureño”, pidió a los diputados.

“Que nos apoyen con un presupuesto que nos permita darle la seguridad que el pueblo requiere y los recursos para la generación de empleo, pedirles la estructuración de un fondo especial porque es una enorme deuda social la que tenemos con el pueblo hondureño”, agregó.

Al ser consultado sobre si está de acuerdo con las reformas fiscales que se discuten en el Congreso Nacional, Hernández señaló: “Yo lo que espero es que el Congreso sea consecuente con lo que dijo el pueblo hondureño en las urnas”.