Reconocerán con el premio "Quetglas" a personas caritativas

Los ciudadanos pueden hacer sus nominaciones de quienes hacen una noble labor anómina.

Jesús Canahuati, vicepresidente de Osovi, habló sobre cómo se hará para nominar a las personas para ser electos para el premio.
Jesús Canahuati, vicepresidente de Osovi, habló sobre cómo se hará para nominar a las personas para ser electos para el premio.

San Pedro Sula, Honduras.

Reconocer aquellas personas que en el anonimato y sin tener la intención de recibir nada a cambio ayudan a los más necesitados busca la Fundación Obras Sociales Vicentinas (Osovi) a través del premio “Quetglas”.

Anualmente se abrirá un proceso para que sean nominados ciudadanos que en su comunidad, barrio, colonia o ciudad realizan una noble labor a beneficio de los más necesitados.

Osovi lanzó ayer junto con un grupo de empresas patrocinadoras la iniciativa de reconocer a esos denominados Ángeles terrenales con el premio Quetglas en honor al reverendo padre y director de esa fundación, Antonio Quetglas, quien lleva más de cinco décadas velando por niños, jóvenes y adultos en este país.

Desde ayer y hasta el 20 de septiembre estará abierto el proceso de nominaciones. Por medio de la página www.premioquetglas.com, los ciudadanos pueden empezar a proponer, además en las oficinas de Osovi y Diario LA PRENSA estarán disponibles los formularios. Aspiran personas de todo el país, mayores de 15 años que estén desarrollando una labor social importante mejorando la calidad de vida de personas de escasos recursos, que tengan alguna limitación física o que sea un grupo social vulnerable.

El 25 de septiembre en una noche de gala se entregará el reconocimiento a quien sea electo por un jurado integrado por dos personas de la Iglesia Católica, una de la fundación Osovi y un representante de los patrocinadores.

Apoyar al prójimo

Jesús Canahuati, vicepresidente de la Fundación Osovi, expresó que es un premio a la caridad hecha persona porque es para aquellos que ayudan y no andan pensando en recibir ningún reconocimiento y dan todo por los demás.

“Es para personas cuyo único objetivo es apoyar al prójimo. Es importante señalar que este es un premio que no existe en Honduras y que quizá no existe en Centroamérica. En este caso es más específico a la caridad, a la conducta que nos inspira San Vicente de Paúl y a nuestro padre y mentor Padre Antonio Quetglas que lo ha hecho y sigue haciendo en carne propia, ya que siempre anda pensando cómo ayudar al prójimo”, dijo Canahuati.

Agregó que es necesario que ese tipo de personas sean conocidas por la población y puedan tener la oportunidad de recibir más apoyo para engrandecer las obras que ya desarrollan.

“La idea de reconocerlos es que haya más proyección sobre las obras que están haciendo esas personas y que tengan el apoyo y reconocimiento de la población. También para mandar un mensaje que no todo es negativo en el país. Tenemos que promover las buenas noticias y acciones que hacen miles de hondureños de forma desinteresada”, apuntó Canahuati.

El padre Jesús Palao, de la fundación Osovi, expresó que en Honduras hay mucha gente buena y que reciben con mucha ilusión la iniciativa de reconocerlos por medio del premio Quetglas. Reconocidas empresas como Banco Ficohsa, Emsula, LA PRENSA, Televicentro, Emisoras Unidas, Elcatex, HGPC y Claro se han unido para hacer ese reconocimiento.

La Prensa