Más noticias

Dinant anuncia que desarmará a vigilantes en el Bajo Aguán

Los conflictos por la propiedad y uso de las tierras han causado un centenar de muertes en los últimos años, en su mayoría campesinos, en Colón en el litoral de Honduras.

La Corporación Dinant anunció que desarmará a los vigilantes.
La Corporación Dinant anunció que desarmará a los vigilantes.

Washington, Estados Unidos.

La Corporación Dinant, uno de los mayores productores de palma africana de Honduras, anunció hoy la retirada de las armas al personal de vigilancia de sus plantaciones y la construcción de barracas para alojar a soldados del Ejército.

Según organizaciones defensoras de los derechos humanos, los conflictos por la propiedad y uso de las tierras han causado un centenar de muertes en los últimos años, en su mayoría campesinos, en el departamento caribeño de Colón, donde tiene sus plantaciones Dinant, propiedad del empresario hondureño Miguel Facussé Barjum.

"Dinant siempre a conducido sus operaciones de forma justa y legal, con respeto de las leyes locales y las normas internacionales", afirmó el portavoz de la firma, Roger Pineda, en un comunicado distribuido en Washington.

La empresa, que produce aceite de palma, plátanos, maíz y vegetales frescos, posee más de 8,900 hectáreas de plantación de palma en el Bajo Aguán, en el departamento caribeño de Colón.

Conflictos

En su comunicado, la empresa "reconoce que las fuerzas de seguridad del gobierno tienen la responsabilidad exclusiva para la aplicación de la ley y el mantenimiento del orden".

"Por ello, agrega, creemos que podemos ayudar a mitigar el potencial de conflictos en Bajo Aguán manteniendo todas las armas de fuego en las plantaciones en sitios seguros y bajo la supervisión exclusiva de las autoridades gubernamentales", añadió.

A partir de ahora, según el portavoz, ningún vigilante de la empresa Dinant en las plantaciones "portará armas rutinariamente" y "todas las armas de fuego quedan bajo candado supervisadas por el comandante local de la Fuerza conjunta Militar o su representante en el sitio".

Tales armas "sólo se usarán como último recurso para proteger vidas", añadió.

"Para responder a los actos de agresión armada que puedan ocurrir durante los conflictos por tierras en Honduras, Dinant ha construido barracones en su plantación Finca Paso Aguán para domiciliar a soldados de la Fuerza Conjunta Xatrch de Tareas Militares", señaló la declaración.

Pineda indicó que "es esencial que las fuerzas de seguridad mantengan su papel independiente en la aplicación de la ley y el mantenimiento del orden en Aguán".

"Sin embargo, esperamos que, con la construcción de barracas para los soldados en nuestra plantación, ellos estarán mejor capacitados para cumplir con sus deberes", concluyó.

En 2006, un estudio de la Fundación Friedrich Ebert calificó a Miguel Facussé como uno de los tres hombres más poderosos de Honduras y en 2012 el grupo Periodistas sin Fronteras sostuvo que la empresa mantenía una milicia privada que contaba con el apoyo de la policía y los militares.

En enero pasado, una investigación interna del Banco Mundial llegó a la conclusión de que su filial, la Corporación Financiera Internacional, había violado sus propios compromisos sociales y ambientales con la aprobación de un préstamo de 30 millones de dólares a Facussé. EFE