De los 1,618 que aspiran a una curul, 47% son mujeres

La alternancia y la posición en las papeletas no garantiza que las damas se queden con los puestos.“Esperamos que las mujeres voten por las mujeres”: diputada Doris Gutiérrez.

El 53% de la población hondureña es femenina, por lo que se espera que se elijan más damas en cargos populares.
El 53% de la población hondureña es femenina, por lo que se espera que se elijan más damas en cargos populares.

SAN PEDRO SULA.

La nueva Ley Electoral que obliga a la paridad y la alternancia en las papeletas electorales es catalogada como histórica y un gran avance hacia la igualdad de género.

Durante años, las mujeres han estado rezagadas y no tenían la misma participación dentro de los partidos políticos que los hombres, pero con la nueva normativa electoral tienen la misma participación, al menos en las elecciones primarias o internas.

El artículo cuatro del reglamento de inscripción de movimientos internos y candidatos a cargos de elección popular, aprobado por el Consejo Nacional Electoral (CNE), establece: “El principio de paridad y el mecanismo de alternancia de mujeres y hombres en las nóminas de cargos de dirección de partidos políticos, debe aplicarse de la misma forma que se establece en el presente reglamento para los cargos de elección popular”.

np-mujeresLourdesEstrada-05(800x600)
Lourdes Estrada
Profesión
Doctora
Cargo
Precandidata a regidora de la alcaldía de San Pedro Sula por el movimiento nacionalista Unidad y Esperanza. Primera vez que participa en un cargo de elección popular. Sus propuestas municipales son velar, vigilar los proyectos en salud en la ciudad de San Pedro Sula.

Es decir que la paridad indica que las nóminas para los cargos de elección popular en todos los niveles (presidente, diputados al Congreso Nacional, Parlacen y alcaldías) deben estar integradas en un 50% por mujeres y 50% por hombres y en cuanto a la alternancia, en las papeletas deben aparecer un hombre, una mujer y así sucesivamente.

Doris Gutiérrez, diputada del Congreso Nacional, considera que la Ley es un avance, pero no es suficiente.

“De nada nos sirve que tengamos una gran cantidad de mujeres participando si los electores van con una mentalidad machista, si los medios de comunicación nos colocan solo por el físico y dicen estos rostros bellos son los que quieren llegar al Congreso y nos colocan en una posición como que las mujeres solo podemos presentar la cara y nada más”, expresó.

A criterio de la diputada se deben ver las cualidades profesionales de las mujeres, “porque de nada nos sirve estar queriendo estar en igualdad de condiciones con los hombres si solo nos valoran por la cara bonita y el cuerpo escultural, es por eso que queremos que le den un enfoque diferente y nos valoren por lo que somos”.

Gutiérrez agregó que el hecho de que las mujeres estén en buenas posiciones en las papeletas “no garantiza que vamos a ser bastantes las electas, nosotras esperamos que sí, sobre todo que las mujeres votemos por las mujeres”.

Prevalencia

Un estudio realizado por el Instituto Universitario en Democracia, Paz y Seguridad (IUDPAS), de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH), llamado La participación de las mujeres en la política. Integración de las planillas para las elecciones primarias 2021, señala la prevalencia de los hombres en la elección de cargos populares de los partidos Nacional, Liberal y Libertad y Refundación (Libre) que son los que celebran elecciones primarias e internas.

El Iudpas presentó en detalle la cantidad de mujeres y hombres que aspiran a un curul en el Congreso Nacional.

En el movimiento Unidad y Esperanza del candidato nacionalista Nasry Asfura, de los 128 precandidatos, 68 son hombres (53%) y 60 mujeres (47%).

Por el movimiento Juntos Podemos, de Mauricio Oliva, el 55% de los precandidatos son hombres, es decir 70 de los 128 puestos, y 58 mujeres, que representan el 45%.

En el departamento de Cortés, 140 mujeres de los tres partidos están en las planillas para diputados al Congreso Nacional.

De los aspirantes a diputados por el movimiento La Esperanza de Honduras del liberal Darío Banegas, el 52% son hombres, es decir 67, y el 48%, mujeres con 61 espacios en las casillas a nivel nacional.

Luis Zelaya, del movimiento liberal Recuperar Honduras, lleva en sus planillas para diputados a 69 hombres y 59 mujeres, lo que representa el 54% y 46%, respectivamente.

De los 128 candidatos a legisladores por el movimiento Yani Presidente del aspirante por el Partido Liberal, Yani Rosenthal, 68 son hombres que es el 53% y 60 mujeres, el 47%.

El partido Libertad y Refundación (Libre) es el que más mujeres lleva en las planillas, debido a que son nueve movimientos, seis de ellos encabezados por Xiomara Castro, seguido de Wilfredo Méndez, Carlos Eduardo Reina y Nelson Ávila.

En los nueve movimientos aspiran a cargos de diputación a nivel nacional 297 mujeres y 335 hombres, lo que presenta el 47% y 53% respectivamente.

En total para estas elecciones primarias 1,618 hondureños aspiran a una diputación al Congreso Nacional, de los cuales 863 son hombres y 755 son mujeres, 53% y 47% respectivamente.

np-mujeresKathiaCrivelli-05(800x600)
Kathia Crivelli
Ciudad
Choloma
Profesión
Ingeniera industrial
Cargo
Precandidata a diputada por el movimiento liberal Yanista.

Avances

La exdiputada y actual precandidata a ocupar un puesto en el Legislativo,por el movimiento Frente Revolucionario Popular (FRP) del Partido Libre, Silvia Ayala, dijo que la participación que tiene la mujer en los espacios políticos electorales ha mejorado un poco, debido a algunos avances formales que se han dado.

“Sí han habido avances, al menos aparecemos mujeres en las papeletas, en el caso de los partidos que tienen procesos internos y primarios, pues se cumple con la paridad y alternancia, pero ya para las elecciones generales esta situación de ve limitada porque en estos procesos no existe el cumplimiento de algunos mecanismos que podrían garantizar la participación en condiciones más equitativas”, expresó Ayala.

La abogada lamentó que cuando las mujeres incursionan en una candidatura a un cargo de elección popular “está expuesta a que se empiecen a generar comentarios peyorativos respecto a su apariencia, a su vestimenta, a su edad, su físico y además de eso comentarios relativos a que está aspirando al puesto o que llegó al puesto porque tuvo algún tipo de favores”.

La Prensa