"Es difícil que se produzca fraude en estas elecciones": observador internacional

El presidente del tribunal electoral de Ecuador, Nicanor Boscoso, destacó que la seguridad y tranquilidad en la que se desarrollaron las votaciones.

/

Tegucigalpa, Honduras.

El Tribunal Supremo Electoral (TSE) de Honduras inició el conteo de votos en los tres niveles electivos en los que las firmas auditoras y la misión de observadora reconocieron la confiabilidad de los resultados.

La firma encuestadora Audisis verificó la confiabilidad, seguridad y transparencia de las actas de cierre desde los centros de votación hasta el centro de recepción.

Como resultado la consultoria concluye que la plaforma del TSE del día 26 de noviembre es confiable, seguro y transparente.

Nicanor Boscoso, presidente del tribunal electoral de Ecuador y del Consejo de expertos electorales de Latinoamérica, confirmó que el proceso se llevó a cabo de manera satisfactoria y transparente.

"Todo transcurrió en un clima de tranquilidad, respeto y ausencia total de violencia, destacamos la seguridad de las FF AA y de la policía que garantizaron plena seguridad. El proceso se manejó de manera exitosa y la jornada electoral transcurrió con una absoluta calma".

Es necesario reconocer el orden, respeto y la responsabilidad mostrada por los hondureños", comentó.

"Hasta este momento llevamos una transmisión bien, mejor que en las primarias", dijo David Matamoros, magistrado presidente del TSE.

Las mesas cerraron formalmente a las 16.00 locales (22H00 GMT) aunque algunas permanecieron abiertas una hora más, mientras terminaban de votar las personas que se encontraban en fila.

"Proceso tranquilo"

Unos 16.000 observadores participan en las elecciones, de los cuales 600 son de misiones extranjeras, incluida la Unión Europea (UE) y la Organización de Estados Americanos (OEA).

"Hemos observado un proceso tranquilo, la evaluación que tenemos hasta ahora es positiva," dijo a periodistas la eurodiputada portuguesa Marisa Matias, jefa de la misión de observadores de la UE.

El gobierno desplegó más de 35,000 efectivos policiales y militares en todo el país para garantizar la seguridad del proceso.

"Todo en el país está tranquilo, en orden, en paz y eso se va a reflejar de manera positiva en el resultado", declaró el coordinador del gabinete de gobierno, Jorge Ramón Hernández, tras una reunión para evaluar la jornada.