14/07/2024
12:12 AM

Desnutrición se ensaña con niños

Brayan, de diez meses, y Dagoberto Vigil, de dos años, permanecen internos en el área de lactantes del hospital Mario Rivas, ambos tienen desnutrición severa.

    Brayan, de diez meses, y Dagoberto Vigil, de dos años, permanecen internos en el área de lactantes del hospital Mario Rivas, ambos tienen desnutrición severa.

    Los hermanitos Vigil llevan quince días en este centro asistencial donde luchan para recuperar su salud. Brayan pesa apenas nueve libras y su hermano mayor trec libras.

    Norma Santos, la madre de los pequeños, dice que siempre les da comida y que no sabe por qué los niños están en esa condición.

    El ama de casa espera otro bebé y reside en la aldea El Carmen.

    Santiago, a quien identificó como su compañero de hogar, se dedica a chapear solares, mientras ella cuida de sus hijos.

    Debido a los pocos ingresos, ellos no pueden costear una alimentación adecuada ni comprarles vitaminas.

    Cinco casos a la semana

    Casos como éste se repiten todos los días en el Mario Rivas. La desnutrición se está ensañando con los menores.

    En el mismo piso permanece Carlos Daniel Arita, de un año y medio, con desnutrición severa y neumonía.

    'Me separé de mi esposo hace dos meses, él se llevó a mis cuatro hijos y Carlos se enfermó', expresó Daisy Alemán, madre del niño. Carlos pesa trece libras y permanece postrado en la cuna ocho.

    Sólo ayer se registraron unos cuatro casos de menores con desnutrición severa.

    El personal médico que labora en el área de lactancia manifestó que por lo menos reciben cinco casos a la semana. A esto se suman los de desnutrición moderada.

    'No importa la enfermedad que tengan, la mayoría de los niños que ingresan presentan un grado leve de desnutrición', expresó una enfermera.

    Dijo que de los 32 cupos del área por lo menos veinte están ocupados por niños con desnutrición leve acompañada de otras enfermedades.

    Madres solteras

    Las autoridades del centro asistencial informaron que una de las causas de este problema es la gran cantidad de madres solteras; mientras ellas trabajan dejan a sus hijos en manos de familiares, que no les dan los cuidados necesarios. Además de los pocos ingresos económicos y el descuido de quienes están a cargo del menor.