"Prepagos" de Colombia y Costa Rica gozaron con fondos del IHSS

Según el Ministerio Público en el desfalco al Seguro Social se compraron propiedades para las amantes de los cabecillas de la corrupción.

Las fallada del Instituto Hondureño del Seguro Social de Honduras. Foto de Archivo.,
Las fallada del Instituto Hondureño del Seguro Social de Honduras. Foto de Archivo.,

San Pedro Sula, Honduras.

Gastaron, gozaron y despilfarraron. Bellas mujeres, incluidas algunas prostitutas de Colombia y Costa Rica, disfrutaron de lujos, viajes y costosos regalos comprados con los dineros que puntualmente y cada mes pagaron y siguen aportando al Seguro Social miles de cotizantes hondureños.

Esta es sin duda la razón por la que el descomunal acto de corrupción cometido en el Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) es tan repudiado entre los ciudadanos, especialmente en aquellos que se fueron con las manos vacías al ir por atención médica a esta institución que aún no ve la luz al final del túnel.

La Unidad de Reacción Fiscal del Ministerio Público (MP) descubrió que el entonces director del IHSS Mario Zelaya traspasó a una mujer, de nacionalidad chilena, con la que sostuvo una relación íntima, bienes inmuebles y dinero derivados de fraudulentos contratos suscritos con empresas de portafolio.

La extranjera en cuestión y que recibió dinero ilegal de los derechohabientes de Seguro se llama Natalia Patricia Ciuffardi Castro, una esbelta dama de 28 años, con quien Zelaya tuvo un hijo en julio del año pasado, de acuerdo con la documentación recolectada por el MP.

Ciuffardi compró y registró en 2013 dos apartamentos en Condominios Quintas Horizonte, en la colonia San Ignacio, en la capital, dos lujosos apartamentos y un terreno cerca de la colonia Hato de Enmedio que, según el MP, fueron adquiridos con recursos provenientes de la estafa contra el IHSS que le dio Mario Zelaya. También figura en la red la expalillona del instituto Central Vicente Cáceres Ilsa Vanessa Molina a quien investigan por su relación con José Zelaya, uno de los prófugos y cerebros de planear el descalabro del IHSS.

Ilsa Vanessa Molina, también modelo de televisión, vivió una vida de ensueños y lujos con supuestos dineros del IHSS, los que mostró en redes sociales y que incluían viajes por media Europa.

La joven -que fue citada por el Ministerio Público como implicada- habló con LA PRENSA y aseguró que no tiene miedo de ir a la cárcel porque no hizo “algo ilícito”. Molina aseguró que tiene documentos que respaldan la legalidad de sus funciones y culpó a los hermanos José David y Vanessa Maribel Cardona, socios de Insumedic, presunta empresa de maletín.

Según las pistas en poder de la Fiscalía, varias mujeres dedicadas a la prostitución o “pregagos” mantenían relaciones sexuales con proveedores del IHSS y, además de cobrar por sus servicios, salían a su país con varios miles de dólares en efectivo que fueron parte de los recursos sustraídos de la entidad.

Las mujeres que están siendo investigadas por las autoridades hondureñas provenían de Colombia y Costa Rica.

En la red figuran, según los investigadores, las esposas de José Bertety, el primer capturado por los escándalos en torno al IHSS, y Michelle Rojas, compañera de hogar de José Zelaya, ambas prófugas y de las que se sabe poco.

La Prensa