Más noticias

Intervienen aduanas para frenar millonaria evasión fiscal en Honduras

La intervención inició en los puestos aduaneros de San Pedro Sula, Tegucigalpa, Puerto Cortés y Ocotepeque.

Con las medidas tomadas desde ayer, el Gobierno pretende eliminar las millonarias fugas de ingresos que genera la evasión fiscal.
Con las medidas tomadas desde ayer, el Gobierno pretende eliminar las millonarias fugas de ingresos que genera la evasión fiscal.

San Pedro Sula, Honduras

Frenar la multimillonaria fuga de ingresos que provoca la evasión fiscal es una de las principales metas que se ha propuesto alcanzar el Gobierno de Honduras, por lo que ayer ordenó que la Fuerza Nacional Antievasión interviniera todas las aduanas del país.

Debido a su importancia y flujo de ingresos, las primeras aduanas que se ordenó que fueran intervenidas son las de San Pedro Sula, Tegucigalpa, Puerto Cortés y Ocotepeque.

La orden vino directamente del Consejo Nacional de Defensa y Seguridad, del cual está al frente el presidente de la República, Juan Orlando Hernández.

“Siendo respaldado en pleno por el Consejo Nacional de Defensa y Seguridad, se ordenó la intervención total del Sistema Aduanero Nacional a partir de hoy 3 de marzo (ayer), de forma inmediata”, dice el punto número uno del comunicado oficial del Gobierno, al cual dio lectura ayer Reinaldo Sánchez, ministro de la Presidencia y vocero oficial del Gobierno, confirmando así la acción tomada por las autoridades del país.

Según expresó Sánchez, la decisión de intervenir las aduanas hondureñas se tomó “con base en el trabajo realizado por la Fuerza Nacional Antievasión y la Dirección Ejecutiva de Ingresos (DEI), y debido a los hallazgos en los procedimientos aduaneros, como posibles hechos constitutivos de delitos de evasión, contrabando y conexos y que están siendo profunda y debidamente investigados y que han dado como resultado decomisos, a petición del presidente Juan Orlando Hernández”.

En total, Honduras cuenta con 17 aduanas (16 en funcionamiento como tales) en terminales aéreas, portuarias y terrestres ubicadas en 11 de sus 18 departamentos.

Sánchez pidió a la población denunciar cualquier ilícito que se presente en las aduanas a los números telefónicos 113 y 911.

Honduras deja de percibir L15,000 millones por concepto de evasión y defraudación fiscal, según un estudio del Fondo Monetario Internacional (FMI).

Control total

“A partir de hoy, la Fuerza Nacional Antievasión queda como encargada del proceso de desaduanaje, inspección y aforo de toda la mercadería en cada una de las aduanas intervenidas”, declaró Sánchez al leer el comunicado.

En los operativos participan además la Policía Militar, el Ministerio Público, el Poder Judicial, la Policía Nacional, la Dirección Nacional de Investigación e Inteligencia del Estado, Dirección Nacional de Servicios Especiales de Investigación y personal de la Procuraduría General de la República.

El ministro de la Presidencia envió un mensaje claro por parte del Gobierno.

“Advertimos que aquellos funcionarios de las aduanas que estén confabulados con la evasión fiscal serán separados de sus cargos y sometidos al debido proceso judicial”.

Críticas sospechosas

El presidente Juan Orlando Hernández consideró que debido a las medidas podrían surgir críticas malintencionadas.

“Como en todo esto ha habido gente coludida, ya hemos detectado posibles alianzas entre diferentes sectores, para generar una crítica a la actual intervención. En ese sentido, tomaremos las medidas del caso para investigar de igual manera si se completa esa colusión de diferentes sectores”, dijo Hernández, quien agregó: “Podrán decir algunos que esto va a retrasar más los procedimientos para ver si retrocedemos en ese sentido”, afirmó.

El presidente hondureño recomendó a quienes planeen boicotear la medida, que se abstengan de hacerlo.

“Esperamos que con este aviso, estos sectores se den cuenta que ya sabemos que quieren desacreditar la operación”.

Hernández prometió que no permitirá que los impuestos que pagan los hondureños sean desviados. “Lucharemos para que este país se vuelva transparente y que los hondureños sepan que cada centavo que tributan se va a utilizar como debe ser”, aseguró.

Apoyo a la medida

La directora de la DEI, Miriam Guzmán, quien además dirige la Fuerza Nacional Antievasión, dijo que tienen una buena expectativa con la implementación de esta acción.

“Todas estas medidas son afines a transparentar la labor de la DEI y esperamos una buena respuesta de todos aquellos contribuyentes, de los importadores, para que contribuyamos y no esperemos una acción coercitiva por parte de la autoridad, sino el cumplimiento voluntario de sus obligaciones de manera puntual y oportuna”, manifestó Guzmán.

El comisionado de la Fuerza Interagencial, Quintín Juárez, quien se encontraba en la aduana de La Mesa en San Pedro Sula, declaró: “Sabemos de la evasión y la defraudación fiscal y eso es lo que se trata de evitar con la intervención de las aduanas. Hasta ahora no hay ningún caso relevante”, dijo a la vez que aseguró que seguirán con la operación el tiempo que sea necesario.Eduardo Facusse, empresario y expresidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), dijo que apoya la intervención de las aduanas, porque quizá contribuya a que bajen los impuestos.

“Me parece muy bien la intervención de las aduanas, porque tal vez de esa manera nos bajan los impuestos, ya que van a cobrar impuestos a la gente que no los estaba pagando correctamente”, señaló.

Facusse expresó que con el dinero que se comience a recaudar se puede invertir en mejorar el sistema de Salud y realizar ayudas sociales.

“Era dinero que en vez de ir al Estado iba a otros asuntos”. Finalmente expuso que esta medida no se implementaba antes por intereses políticos. “Lo debieron hacer hace mucho tiempo y no lo hacían por intereses de algunos políticos, muchos de los puestos que había en las aduanas eran colocaciones políticas, lo que permitía la obtención de recursos para los empleados de las aduanas y los importadores”, concluyó.

Se necesita tecnología

Jorge Yllescas, analista y exdirector de la DEI, manifestó que para que la medida sea efectiva, la tecnología especializada será vital.

“Para hacer esas intervenciones se necesita tecnología muy especializada. Yo no sé cómo está haciendo la directora de la DEI esa intervención; pero si lo hace con el mismo personal de aduanas y nada más están yendo los policías o militares, eso es igual a nada”, explicó el analista, quien estimó que acabar con la evasión fiscal puede tardar mucho tiempo y además consideró que el personal policial no está calificado para el tipo de tareas de inspección que se requieren en una aduana.